El Tribunal Oral Federal 2 rechazó los más de cincuenta planteos que hicieron las defensas, entre ellas la de la expresidenta Cristina Fernández, los cuales buscaban evitar que siga el juicio oral y público por fraude en la obra pública a raíz de la concentración en manos del empresario Lázaro Báez.

Los jueces rechazaron los planteos por "litispendencia" por existir otras causas similares, la violación de defensa en juicio así como de normas procesales, de nulidad absoluta contra la acusación, así como el de apartar a la Unidad de Información Financiera (UIF) como querellante: en total fueron 51 planteos hechos por los 13 acusados.

Sobre los planteos que iban dirigidos contra la indefinición del objeto procesal del caso así como por no permitirles a las defensas incorporar prueba nueva, el Tribunal difirió su definición para el momento en que dictará sentencia.

Uno de los planteos es el de "litispendencia" que hicieron varias defensas, entre ellas la de Carlos Beraldi, defensor de la exmandataria, aduciendo que hay varias causas similares donde se la juzga por el mismo hecho, como ser las investigaciones por la causa "Los Sauces" y el caso "cuadernos".

"No tiene sustento fáctico y se reduce a manifestaciones a agravios que son inexistentes", fue la respuesta del Tribunal respecto al planteo de Beraldi: "Una deficiencia, no se ha descripto cuál es la hipótesis fáctica que se repite en todos los procesos", agregaron.

Por otra parte, el TOF2 adelantó que el próximo lunes comiencen las indagatorias y que el orden será de acuerdo a quienes declaren y los que no, algo que todavía no fue informado por las partes por lo que se desconoce el orden que se le asignará a la senadora.