La Federación de Comercio e Industria de la Ciudad de Autónoma de Buenos Aires (Fecoba) pidió el lanzamiento de créditos blandos para las pymes, de manera de amortiguar el impacto sobre la actividad a partir del coronavirus.

El presidente de la entidad, Fabián Castillo, solicitó "la postergación de pagos de impuestos, el libre estacionamiento y líneas de crédito blandas para el sector a los efectos de compensar la crisis provocada por la falta de comercialización y la amenaza sobre los puestos de trabajo".

Al mismo tiempo, Fecoba informó que "ha conformado un comité de crisis destinado a monitorear sus efectos en los sectores pymes porteños y solicita a las autoridades locales la inmediata implementación de medidas destinadas a morigerar el cuadro".

En ese sentido, los bancos ya se están preparando para sacar tajada de la situación y el primero en tomar la posta fue el Santander, que lanzó una línea de créditos por $1.000 millones para empresas que quieran equiparse tecnológicamente para teletrabajo, a una tasa del 20% anual.