Las adolescentes menores de 16 años de Estados Unidos, Europa e Israel descartaron seguir carreras relacionadas con la ciberseguridad, debido a la falta de visibilidad de este trabajo, que no siempre muestra su atractivo y se basa en el estereotipo de jóvenes hackeando computadoras en lugares oscuros, señaló una empresa especializada en seguridad informática.

"Es necesario cambiar la imagen de la industria en su conjunto y promover las carreras que hay en ella. Una parte importante de ese proceso es hacer que los roles sean más visibles y atractivos, y desmitificar ese estereotipo de los geeks (apasionados por la tecnología) de seguridad en Internet sentados en un cuarto oscuro hackeando computadoras", analizó Todd Helmbrecht.

El especialista es vicepresidente senior de marketing de Kaspersky para América del Norte, empresa responsable de la investigación “Más allá del 11%: un estudio sobre por qué las mujeres no ingresan a la ciberseguridad”.

El 11% al que hace referencia el título está relacionado con el porcentaje de mujeres que están trabajando en ciberseguridad en el mundo, de acuerdo al “Estudio global de la fuerza de trabajo en la seguridad de la información”, difundido el año pasado.

"Como se muestra en el informe de Kaspersky, las mujeres jóvenes a menudo no son conscientes, no se sienten preparadas y no ven modelos a seguir que las motiven a considerar roles en ciberseguridad”, señaló Stuart Madnick, profesor de Tecnologías de la Información y fundador del Consorcio interdisciplinario del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) para la mejora de la infraestructura de la ciberseguridad crítica.

"En particular, muchas personas tienen la creencia errónea de que la ciberseguridad es estrictamente un trabajo técnico que requiere fuertes habilidades de codificación y aunque eso es cierto para algunos trabajos, las amenazas de seguridad cibernética a menudo provienen de deficiencias en la cultura y los procedimientos de una organización”, añadió el especialista.

Por eso “tener habilidades sociales puede ser tan importante como las habilidades técnicas, y algunas veces incluso más importante, para hacer la diferencia en una organización", resaltó el profesional del MIT.

Para el estudio de Kaspersky se encuestó a 4.001 jóvenes de entre 16 y 21 años del Reino Unido, Estados Unidos, Francia, Alemania, Italia, España, Israel y los Países Bajos, utilizando una división igual de hombres y mujeres, con el objetivo de descubrir sus intereses, influencias y atributos, y su conciencia y percepción de la ciberseguridad como profesión y carrera futura.