Un ensayo clínico coordinado por la Fundación Huésped buscará evaluar la efectividad de intercambiar la segunda dosis de la Sptunik V por la vacuna monodosis de Cansino. De acuerdo al Director Científico de la institución, el infectólogo Pedro Cahn, ambos inmunizantes “utilizan como plataforma el vector de adenovirus tipo 5, es decir que comparten la misma tecnología”.

"El objetivo es incorporar a 450 personas voluntarias, mayores de 18 años que hayan recibido la primera dosis de la vacuna Sputnik V entre los últimos 21 y 90 días y que no hayan contraído Covid-19 en ningún momento", comunicó esta mañana la organización.

Todas las personas que participen del estudio recibirán una dosis de la vacuna CanSino e incluirá la evaluación de la respuesta inmune de los voluntarios al inicio del estudio, a los 21 días, y a los 3 meses y 6 meses después de la vacunación.

"Este ensayo clínico se basa en que tanto la segunda dosis de Sputnik V como Cansino utilizan como plataforma el vector de adenovirus tipo 5, es decir que comparten la misma tecnología", indicó Cahn.

Dónde inscribirse 

Combinación de vacunas en Argentina 

La intercambiabilidad de vacunas, conocidos como esquemas heterólogos, es una estrategia contra el Covid-19 que se probó en diferentes partes del mundo con buenos resultados en cuanto a la respuesta inmunológica y la seguridad. Por ejemplo, la canciller alemana, Angela Merkel, recibió dosis de AstraZeneca y Moderna.

En Argentina, el Ministerio de Salud de la Nación se encuentra coordinando estudios de esquemas heterólogos -es decir, de combinación de vacunas- en diferentes partes del país y como resultado de las conclusiones preliminares desde agosto se ofreció a la población la posibilidad de combinar de la siguiente manera: primera dosis de Sputnik V con AstraZeneca o Moderna y primera dosis de AstraZeneca con Moderna.

Por qué la OMS no aprueba la vacuna Sputnik V

En los últimos días trascendió que la Organización Mundial de la Salud ( OMS) suspendió el proceso de aprobación de la Sputnik V porque no cumplió con los estándares necesarios en una visita que realizó con sus técnicos a una fábrica ubicada en la ciudad rusa de Ufa en mayo. Esto generó un freno en el avance de la aprobación a la espera de una nueva inspección.
 
“El proceso para el listado de uso de emergencia (EUL) del Sputnik V se suspendió porque mientras inspeccionaban una de las plantas donde se fabricaba la vacuna, encontraron que la planta no estaba de acuerdo con las mejores prácticas de fabricación”, explicó el subdirector de la Organización Panamericana de la Salud, una rama regional de la OMS, Jarbas Barbosa