El intendente de la ciudad entrerriana de ParanáSergio Varisco, investigado en una causa por narcotráfico, fue atacado cuando llegaba a su casa por un grupo de desconocidos que le provocaron una fractura de cadera.

El ataque ocurrió este martes por la tarde, cuando el funcionario llegaba a su casa de calle Pellegrini, y fue increpado por un grupo de desconocidos que lo dejó gravemente herido.

Los vecinos filmaron la agresión, en la que se puede escuchar que los agresores reclaman trabajo: "Vos no me vas a dar laburo y yo te termino de matar", "Tu hija me dio la palabra de que me iba a dar trabajo", "Te voy a matar", son algunas de las expresiones que se pueden oír.

Paraná no vive una situación diferente al resto del país. La pobreza, cuyos datos fueron difundidos ayer, alcanza al 33,9% de la población, mientras que en Concordia, la otra gran ciudad de la provincia de Entre Ríos, es de un alarmante 52,9%.

El intendente, que pertenece a Cambiemos, está acusado de haber realizado en septiembre del 2017 un acuerdo con el sindicado narco Daniel Celis, mediante el cual "se comprometió a entregarle 50.000 pesos mensuales para financiar" la venta de drogas, según la pesquisa judicial.

De acuerdo a la acusación fiscal, Varisco proporcionó "periódicamente recursos económicos" a Celis para la "adquisición y comercialización" de cocaína y también de adquirir con otros funcionarios municipales "al menos seis panes o ladrillos de cocaína" valuados entre 150.000 y 165.000 cada uno para "distribuirlos" en Paraná y Concordia.

Uno de los últimos testigos, un perito de la la Policía Federal Argentina (PFA) que estuvo a cargo de registrar las escuchas telefónicas realizadas en la causa por narcotráfico en la que está acusado Varisco, aseguró en el juicio que el dinero para financiar las operaciones de venta de drogas "salía de la Municipalidad" de esa ciudad.

Hoy el jefe comunal tuvo que ser internado en el Hospital San Martín, aunque luego, fue trasladado a la Clínima Modelo de la ciudad de Paraná donde deberá ser intervenido quirúrgicamente debido a las graves lesiones óseas que sufrió al caer al suelo.

Según indicó el Jefe de la Departamental de Policía Marcos Antoniow, hay tres personas detenidas: una mujer y dos hombres. "Se actuó rápidamente. El que propinó las agresiones físicas habría ido a recriminarle una cuestión laboral. Habría estado por la mañana en el municipio y a la tarde estaba esperando una respuesta", detallaron.