Con una actividad en la que se remontaron 500 barriletes "para que los mensajes lleguen a nuestros seres queridos", la presidente de la ONG Madres del Dolor, Viviam Perrone, reflexionó "con mucha tristeza" sobre un nuevo Día Internacional de las Víctimas de Tránsito. Perrone pidió además que los "futuros ministros de Transporte y Justicia" concedan una audiencia para avanzar en medidas de prevención de los siniestros viales y de atención a las víctimas.

"La primera reflexión es que hoy sentí mucha tristeza al encender el televisor y ver la cantidad de hechos viales ocurridos por consumo de alcohol o droga y por una velocidad imprudente" en el manejo, dijo a Télam.

En una "Barrileteada solidaria" en la ciudad bonaerense de San Isidro la ONG regaló "500 barriletes con mensajes de responsabilidad vial", explicó. "Sabemos que los accidentes viales son la primera causa de muerte entre los jóvenes de 5 a 29 años, pero no se está haciendo lo necesario para salvar vidas", agregó.