Con regalos, exenciones impositivas o reconocimientos diversos, municipios, clubes y negocios de varias provincias agradecen y destacan la solidaridad de las personas que donan plasma tras recuperarse de coronavirus para permitir la recuperación de pacientes graves.

En la provincia de Buenos Aires, los vecinos del partido Morón que sean pacientes recuperados de coronavirus y donen plasma serán eximidos del pago de tasas municipales, según dispuso a mediados de julio un decreto del intendente Lucas Ghi. Por su parte, el club San Martín de Burzaco distinguirá como "socios honorarios" de por vida a los donantes, sean o no simpatizantes de la institución que milita en la Primera C del fútbol argentino. También los clubes Flandria y Luján dejaron de lado las rivalidades futbolísticas y se unieron para iniciar una campaña de concientización y premiarán a los simpatizantes que ayuden.

En La Plata, un local de comidas llamado "Monstermila", ubicado en calle 532 entre 117 y 118, de la localidad de Tolosa, decidió entregar de manera gratuita una milanesa gigante a quienes se presenten con un certificado de haber donado plasma, como una manera "solidaria de incentivar la donación". En tanto, el tradicional bar Miravalles de Bahía Blanca que funciona desde diciembre de 1923 decidió regalar una picada con postre a quienes se presenten con un certificado.

En Córdoba, el Concejo Deliberante de la capital trató esta semana un proyecto de ordenanza para premiar con beneficios fiscales a los donantes. En Jujuy también dan incentivos: múltiples comercios e instituciones de la capital provincial y de otras localidades se lanzaron de forma solidaria a ofrecer regalos para alentar a la donación: desde un plato de comida, equipamiento para el hogar; artistas regalando sus obras, hasta instituciones como el Club Gimnasia y Esgrima de Jujuy, que prometió una camiseta.