Ya son varios los distritos que comenzaron a realizar el test de olfato como una de las pruebas para detectar coronavirus a las personas que intentan ingresar por sus rutas. La Plata, capital de la provincia de Buenos Aires, fue uno de los primeros. Y en Córdoba San Francisco, Río Tercero y Laboulaye también realizan este tipo de controles. Ahora, la municipalidad del partido bonaerense de Coronel Pringles sumó a los controles sanitarios testeos de olfato en el acceso a la localidad como parte de la nuevas medidas ante la pandemia de coronavirus Covid-19, informaron este miércoles fuentes comunales.

El operativo se lleva adelante durante las 24 horas en el control de acceso a Coronel Pringles ubicado en el Boulevard 40 y 0, ubicado en el sur del ejido urbano y con salida a la ruta provincial 51.

Allí, los integrantes de la Guardia Urbana identifican a las personas y les realizan una entrevista para determinar si estuvieron en zonas con circulación de Covid-19, que figuran en una lista que proporcionan las autoridades sanitarias y se actualiza a diario.

Por otra parte, el director de Seguridad de la comuna, Axel Bogda, dijo a Télam que "tras una capacitación y protocolo de Salud, y con elementos necesarios provistos desde el hospital el personal de la Guardia Urbana se comenzó a trabajar ayer" en referencia a los testos de olfato.

"Se trata de receptáculos que cuentan con alcohol, vinagre, agua como así también con lavandina", sostuvo el funcionario e indicó que en otros lugares "se utiliza esencia de vainilla".

Sobre la operatoria del testeo, sostuvo "se le dice a la persona que retire el barbijo con lo cual procede a destaparse la nariz y no la boca y luego sin que toque el recipiente se lo aproxima para que lo pueda oler".

"El recipiente está esterilizado y la persona tiene que manifestar sin ninguna duda que es lo que está percibiendo", explicó Bogda y señaló que en caso de dudas "se hace una segunda y ahasta una tercera operación".

Asimismo, el funcionario añadió: "Si todas dan mal se aguardan unos cinco minutos y de cero se vuelve a hacer todo. Si nuevamente da mal interviene salud"

Bogda explicó que en el marco del operativo sanitario desde el 20 de marzo se toma la temperatura a las personas "con pirómetros sanitarios provistos por la comuna y de alguna empresa local".

"No es lo mismo el que estuvo viviendo en un lugar con un grado de compromiso importante que la persona que fue a una ciudad como Bahía Blanca para dejar una paquetería y volver", señaló el director de Seguridad de Coronel Pringles acerca de la dinámica de los controles.

Asimismo, dijo que "no se trata de un operativo de tránsito, no estamos viendo si está el matafuego o no está, es una cuestión sanitaria y las que deban concurrir con el respectivo permiso que lo habilita no va a tener ninguna problema".