Celebraciones patrias, religiosas y festividades locales han sido repensadas para un plano virtual o directamente suspendidas, en el marco de las medidas de cuidado ante la pandemia de coronavirus, mientras apenas un puñado de estas actividades pudieron desarrollarse con nuevos protocolos sanitarios que anuncian un nuevo modo de festejar.

La pandemia de coronavirus obligó al gobierno bonaerense a reformular el modo en que celebrará el Bicentenario de la Provincia y a adaptar las ideas originales a nuevos formatos. En ese contexto, los voceros explicaron que se trabaja en la elaboración de un ciclo de música y teatro online "con el objetivo de ayudar a esos sectores, que se vieron muy afectados por la crisis", y semanas atrás se lanzó un concurso de cuentos. Todos los festivales y fiestas populares y religiosas de la provincia fueron directamente suspendidas desde el inicio de la pandemia.

En San Luis, las celebraciones religiosas del Cristo de la Quebrada y el Señor de Renca fueron restringidas a transmisiones virtuales de la misa y una corta procesión con las imágenes sagradas sin la participación de las decenas de miles de devotos habituales. 

La Fiesta Nacional de la Ganadería, que se realiza todos los años a principios de mayo en General Alvear, al sur de Mendoza, "se pasó -hasta ahora- para el primer fin de semana de octubre", informaron desde el municipio. En tanto, la Feria del Libro será en una propuesta virtual al igual como ocurrió con el ciclo de conciertos de la Orquesta Filarmónica y los actos patrios del 25 de mayo y 20 de junio.

En Neuquén, también quedó trunca la conmemoración del 50 aniversario de "El Choconazo" y el Mundial de Motocross fue reprogramado para el 21 y 22 de noviembre próximo y fueron suspendidas todas las fiestas populares neuquinas. Por su parte, la Confederación Mapuche de Neuquén informó que este año no se realizará en forma abierta la celebración del Wiñoy Xipantu (Regreso del Sol).

Una villa sin peregrinos es una imagen que nunca se imaginó en el día de la festividad del Señor de los Milagros de Mailín, una de las fiestas de fe más importante del norte del país, en Santiago del Estero, y esa fecha solo pudo ser acompañada este año por Internet. 

También la "Fiesta Nacional de la Noche Más Larga", uno de los eventos más tradicionales del invierno en la ciudad de Ushuaia, tuvo este año una edición virtual. En Jujuy también se celebra esta fecha, conocida como Inti Raymi, y fue suspendida, así como las peregrinaciones en honor a la virgen de Copacabana de Punta Corral. 

La conmemoración de los 500 años de la primera misa celebrada en suelo argentino, el 1 de abril de 1520 en la ciudad de Puerto San Julián, fue uno de los festejos cancelados por la pandemia en Santa Cruz, además de la de la Estepa en Las Heras y la de la Trucha en Comandante Luis Piedra Buena.

En tanto, Río Negro se queda sin la Fiesta Provincial de la Cordialidad y la Fiesta Nacional del Chocolate, entre otras.