La NASA comunicó este miércoles que las temperaturas globales de la superficie de la Tierra en 2019 fueron las segundas más cálidas desde que se inició el registro moderno en 1880, solo superadas por las de 2016, en el contexto de una tendencia creciente al calentamiento del planeta.

Los últimos cinco años fueron los más cálidos de los últimos 140, revelaron los científicos del Instituto Goddard de Estudios Espaciales (GISS) de la agencia espacial en Nueva York.

En su cuenta de Twitter, la NASA compartió un video en donde explica a medida que pasa el tiempo el calentamiento de la tierra y precisó que "la temperatura global es un promedio. No todos los lugares de la Tierra experimentaron su segundo año más cálido. Los EEUU continentales tuvieron un octubre frío, lo que afectó su temperatura anual promedio, pero Alaska batió récords de altas temperaturas".

El director de GISS, Gavin Schmidt, consideró que "la década que acaba de terminar es claramente la más cálida registrada", y agregó: "Cada década desde la de 1960 fue manifiestamente más calurosa que la anterior".

Desde 1880, la temperatura global promedio de la superficie terrestre aumentó y ahora está más de 2 grados Fahrenheit (un poco más de 1 grado Celsius) por encima de la de finales del siglo XIX.

Como referencia, la última Edad de Hielo fue aproximadamente 10 grados Fahrenheit más fría que las temperaturas preindustriales, describió la agencia espacial en un comunicado.

"Utilizando modelos climáticos y análisis estadísticos de datos de temperatura global, los científicos han concluido que este incremento se debe principalmente al aumento de las emisiones a la atmósfera de dióxido de carbono y otros gases de efecto invernadero producidos por las actividades humanas", indicó.

La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, en inglés) realizó una investigación propia, que le permitió determinar que las temperaturas globales de 2019 estuvieron 1,7 grados Fahrenheit (0,95 grados Celsius) por encima del promedio del siglo XX.