El Banco Central instó este jueves a las entidades financieras a evitar la violencia de género en publicidades y en el trato directo con las personas, según informó en un comunicado.

El anuncio del BCRA se produjo luego de la viralización de una publicidad que utilizó la violencia de género doméstica como motivo para asegurar objetos del hogar y fue repudiada en las redes sociales.

"En algunas publicidades se difunde mensajes e imágenes que de manera directa o indirecta reproducen violencias, jerarquías y segregaciones por razones de género o vivencia de la sexualidad", expresó el Banco Central en su comunicado. 
 
"Esos mensajes e imágenes mantienen estereotipos de géneros que constituyen violencia simbólica, reproducen la dominación, desigualdad y discriminación en las relaciones sociales, naturalizando la subordinación de la mujer y personas LGBTTIQ+ en la sociedad", agregó el BCRA.
 
La nueva norma, aprobada este jueves por el directorio de la entidad que conduce Miguel Pesce, establece que tanto la publicidad como el trato directo deben evitar prácticas o acciones que reflejen o promuevan " visiones estereotipadas y jerarquizantes de los géneros, androcentrismo, lenguaje sexista, violencia mediática y/o simbólica contra mujeres y personas LGBTTIQ+”.
 
En relación al trato directo, la medida especifica que deberá evitarse discriminación por género "sin importar si se tratan o no de clientes de la institución".
 

Expresamente, la norma señala que “deberán evitar la condescendencia masculina –conocida como mansplaining–, utilizar la imagen de la mujer como mero objeto desvinculado del producto que se pretende promocionar o asociada a comportamientos estereotipados, o reproducir mensajes homofóbicos, lesbofóbicos y transfóbicos”.

La entidad monetaria explicó que con la nueva normativa "se emprende una acción afirmativa hacia la erradicación del sexismo, la discriminación y la reproducción de visiones estereotipadas y jerarquizantes de los géneros".