Florencia Kirchner se encuentra internada en el sanatorio Otamendi por un "proceso infeccioso", informó hoy el centro médico en un comunicado. Antes los rumores que comenzaron a circular ante la posibilidad de que se encontrara padeciendo coronavirus, el sanatorio reportó que "la paciente no presenta ningún síntoma compatible con Covid-19".

De acuerdo a la directora médica del Sanatorio Otamendi, Marisa Lanfranconi, la hija de la actual vicepresidenta cursa el "segundo dìa de internación general" y "su estado de salud es bueno y evoluciona favorablemente del cuadro que generó su internación".

Según explicaron fuentes médicas, a la cineasta de 30 años le drenaron un absceso (acumulación de líquido infectado en el cuerpo). Es un procedimiento sencillo, que generalmente se realiza con una aguja o un catéter a través de la piel.

"El Sanatorio Otamendi informa que la paciente Florencia Kirchner se encuentra cursando su segundo día de internación general por un proceso infeccioso. Su estado de salud es bueno y evoluciona favorablemente del cuadro que generó su internación. Asimismo, la paciente no presenta ningún síntoma compatible con Covid-19", explicaron desde la clínica porteña. 

Antecedentes 

El estado de salud de Florencia Kirchner ya había sido noticia anteriormente, ya que pasó más de un año en la ciudad cubana de La Habana por un tratamiento médico: había viajado en febrero de 2019 para participar de un seminario de guión de cine y, por problemas de salud, no pudo regresar a Argentina.
 
Por ese motivo permaneció internada algunos meses en el Centro de Investigaciones Médicas Quirúrgicas (CIMEQ) de Cuba, para recuperarse de una "enfermedad psíquica", según contó la propia cineasta en una de sus primeras publicaciones en su cuenta de Instagram.