La ministra de Salud, Carla Vizzotti, confirmó esta mañana en una conferencia de prensa en Casa Rosada que dejó de ser obligatorio el uso de tapabocas "al aire libre, circulando y sin aglomeración de personas" debido a la baja sistemática de casos de Covid. Además, también se habilitaron eventos masivos de más de mil personas, viajes de egresados, aperturas graduales de las fronteras, entre otras medidas de relajamiento de los protocolos sanitarios. 

Durante la mañana del martes, la titular de la Cartera de Salud celebró las “16 semanas consecutivas de descensos de casos” de coronavirus en el país. En este sentido, dijo que no "hay ningún aglomerado urbano en emergencia epidemiológica".  

Por esta razón, desde el Gobierno se decidió avanzar en una nueva etapa de relajamientos en las prevenciones contra el virus: "Levantamos la obligatoriedad del uso del tapaboca al aire libre, circulando y sin aglomeración de personas", fue una de las medidas que adelantó la funcionaria hoy en compañía del nuevo jefe de Gabinete, Juan Manzur.

Sin embargo, aclaró que su uso sí continúa siendo obligatorio en lugares cerrados (aula, cine, teatro, ámbitos de trabajo, transporte público, espectáculos y eventos masivos) y al aire libre cuando hay aglomerados de personas. 

Las nuevas medidas epidemiológicas

A su vez, además del cese de la obligatoriedad del uso del tapabocas en espacios abiertos, el Gobierno dispuso una bateria de medidas que son a raíz del "análisis positivo de la situación epidemiológica":

  • Reuniones sociales sin límites de personas cumpliendo las medidas de prevención, tapabocas, distancia y ventilación.
  • Aforo del 100% en actividades económicas, industriales, comerciales, de servicios, religiosas, culturales, deportivas, recreativas y sociales en lugares cerrados manteniendo las medidas de prevención, tapaboca, distancia y ventilación.
  • Autorización de viajes de jubilados, egresados o similares siguiendo los protocolos recomendados.
  • Autorización de discotecas con aforo del 50%, con esquema completo de vacuna (14 días previos al evento).
  • Salones de fiestas, bailes o actividades similares: habilitado para personas que acrediten esquema completo de vacuna (14 días previos al evento) o una dosis más test diagnostico (PCR o Antígeno) negativo dentro de las 48 horas previas al evento. Protocolo especial para las fiestas de 15 o para menores de 17 años mientras avance la vacunación en los y las adolescentes.
  • Eventos masivos de más de 1000 personas. A partir del 1 de octubre se habilita con aforo del 50%, y se trabajará con los actores involucrados el protocolo específico en relación a los requisitos.

Apertura gradual de las fronteras

El Gobierno también adelantó una serie de fechas estimadas respecto al relajamiento de los controles del ingreso de argentinos y turistas provenientes del exterior. 

  • 24 de septiembre: eliminación del aislamiento a argentinos, residentes y extranjeros que vengan por trabajo y estén autorizados por la autoridad migratoria. 
  • 1 de octubre: autorización ingreso de extranjeros de países limítrofes sin aislamiento. Apertura de fronteras terrestres a pedido de gobernadores (con corredores seguros aprobados por la autoridad sanitaria con cupo definido por la capacidad de cada jurisdicción).
  • Entre el 1 de octubre y 1 de noviembre: incremento del cupo de ingreso progresivo en todos los corredores seguros, aeropuertos puertos y terrestres 
  • 1 de noviembre: se autoriza ingreso de todos los extranjeros.

A su vez, para el ingreso al país se solicitará:

  • Esquema de vacunación completo, con fecha de última aplicación por lo menos 14 días previos al arribo al país.
  • Test de PCR negativa en las 72 horas previas al embarque, o antígeno en el punto de ingreso hasta que defina la autoridad sanitaria
  • Test de PCR al día 5 a 7 del arribo hasta que lo defina la autoridad sanitaria

Aquellas personas que no presenten esquema de vacunación completo incluyendo los menores deberán realizar cuarentena, test de antígeno al ingreso, y test de PCR al día 7.

Por último, Vizzotti aclaró que al momento de alcanzar el 50% de la población completamente vacunada, se dejará de realizar test de antígeno al ingreso (salvo los no vacunados) y PCR al día 5-7. Por lo tanto, se podrá levantar el cupo.