El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el etíope Tedros Adhanom Ghebreyesus, afirmó que el creciente incremento de casos diarios de coronavirus demuestra que la pandemia se está acelerando en el mundo, pero destacó que su letalidad se ha estabilizado porque "muchos países han logrado reducir el número de muertes".

"Se tardaron 12 semanas (los tres primeros meses de 2020) para alcanzar 400.000 casos de Covid-19, y sólo el pasado fin de semana ya hubo ese mismo número de nuevos casos en el mundo", aseveró Tedros en conferencia de prensa desde la sede del organismo en Ginebra, Suiza.

Si bien estas cifras muestran que "claramente no se ha alcanzado el pico de la pandemia", con un ritmo actual de unos 200.000 nuevos contagios diarios, "el número de muertes parece haberse estabilizado a nivel mundial", en torno a 5.000 decesos informados a diario desde principios de mayo, precisó.

Para el titular de la agencia de Naciones Unidas, la disminución de la mortalidad -que superó el 5% cuando su epicentro estaba en Europa y ahora se encuentra en el 4,5%- se explica porque algunos países "han puesto en práctica acciones para proteger los grupos más vulnerables", como las personas en geriátricos y otros centros de cuidados.

No obstante, la rápida transmisión combinada con su carácter fatal hace del nuevo coronavirus "un enemigo público número uno", según Tedros, quien reiteró su llamado a la unidad global, por encima de las divisiones políticas, en la lucha contra esta enfermedad, reportó la agencia de noticias EFE.

El epicentro mundial del brote se encuentra en América, que se acerca a los seis millones de contagios, con más de 266.000 decesos, mientras que Europa sigue siendo la segunda región más golpeada con 2,8 millones de casos y más de 200.000 fallecidos. Estados Unidos, el país más afectado a nivel mundial, iguala al continente europeo en número de casos, seguido de Brasil con 1,6 millones de contagios, entre ellos el de su presidente Jair Bolsonaro.  También Perú, Chile y México se encuentran entre los diez países más tocados a nivel mundial, tanto en número de casos como de fallecidos.

En paralelo, otra funcionaria de la OMS que participó de la conferencia de prensa virtual diaria reconoció que "surgen pruebas" de la posible transmisión del coronavirus por el aire, como pidieron reconocer más de 200 expertos internacionales en una carta enviada ayer a la organización.

"Debemos permanecer abiertos a esta posibilidad y a sus implicaciones, así como a las precauciones que deben adoptarse. La posibilidad de una transmisión por vía aérea en lugares públicos, especialmente llenos de gente, no puede excluirse. No obstante, se tienen que reunir las pruebas e interpretarlas", aclaró Allegranzi.