Organizado por AOMA, sindicato que representa a los trabajadores de la minería, la familia minera de Andalgalá celebró el Día del Niño, mediante un colorido evento que reunió a hijos y nietos de mineros andalgalenses.

El evento, realizado bajo estrictos protocolos de bio seguridad y previa obtención de las autorizaciones correspondientes, reunió en el amplio predio al aire libre del proyecto MARA en Andalgalá a las familias mineras de la Perla del Oeste, quienes compartieron una jornada de fiesta, que incluyó entre otras variedades animaciones en vivo, mini campeonatos de vóley y fútbol, plazas blancas, 6 inflables, carpas de helados, golosinas y mesas dulces, pochoclos, panchos, mesa dulce, regalos para todos los niños etc.

La organización estuvo a cargo de AOMA, a los que se sumaron miembros del equipo de la empresa MARA (Agua Rica- Alumbrera), quienes diagramaron, de manera conjunta, un estricto protocolo de bio seguridad que incluyó el testeo por antígenos de todos los proveedores presentes en el evento (sonido, catering, animación etc.), la entrega de barbijos y charlas de concientización permanentes sobre el uso de los mismos y el distanciamientos social, la instalación de varios puestos de sanitización en el lugar, entre otras cuestiones relacionadas.

Desde AOMA comentaron que este evento era “una materia pendiente para los mineros y mineras andalgalenses, que teníamos la necesidad de compartir una jornada recreativa en familia”.

Como comentaron, la familia minera de Andalgalá está compuesta por más de 1000 trabajadores y trabajadoras, que laboran directa e indirectamente en la industria, y que son representados por el sindicato AOMA, que planea, durante los próximos días, demostrar una presencia activa en la Perla del Oeste mediante la instalación de una oficina, y la puesta en marcha de una agenda de reuniones con referentes de la comunidad.

“Nuestro evento visibilizó a los trabajadores y trabajadoras mineras andalgalenses, que son muchísimos, y sus familias. Que seamos pacíficos y no respondamos a las agresiones por parte de un grupo de vecinos opositores a la minería no quiere decir que no existamos. Aquí estamos y tenemos voz propia” comentó Nahuel Gonzáles, al tiempo que dijo que Andalgalá es una comunidad pacífica, y que está claro que no es toda la comunidad la que se opone a la minería.

“Andalgalá no marcha contra la minería. Es un grupo de gente que tiene sus ideas, y a las que hay que respetar, pero está claro que no representan a toda la comunidad. Son más de mil las familias que dependen de la minería solo en Andalgalá, y creemos que también tenemos derechos, y debemos ser respetados como ciudadanos, y que también somos dadores de licencia social” dijo Gustavo Molina, referente de AOMA en Catamarca.

“Con este evento quedó demostrado que en Andalgalá hay paz y debe primar el respeto entre todos los vecinos. Se puede convivir, cada uno con su postura y actividad, en paz y entendimiento”, agregó, para luego comentar que desde el gremio que encabeza iniciarán una ronda de diálogo con diferentes actores sociales andalgalenses para “interactuar con todos los sectores, los dirigentes sociales, los referentes comunitarios, para escuchar y ser escuchados.”