El Ente Nacional Regulador del Gas ( Enargas) instruyó a las distribuidoras a revisar las instalaciones de gas en todas las escuelas y colegios del país que cuenten con el servicio de red. La decisión fue oficializada a través de la Resolución 201/2018 publicada en el Boletín Oficial, con la firma del presidente del organismo Mauricio Ezequiel Roitman y el resto del directorio.

El Enargas instruyó a las licenciatarias del servicio de distribución de gas por redes a diseñar de forma coordinada con las autoridades educativas de su área un protocolo de verificación y un plan de acción para controlar las instalaciones. Serán inspecciones de seguridad en las instalaciones de gas de todos los establecimientos educativos, oficiales y privados, en todos los niveles existente.

Esta decisión fue tomada después de la tragedia ocurrida el 2 de agosto en una escuela de la localidad bonaerense de Moreno donde una pérdida de gas generó una explosión que mató a la vicedirectora Sandra Calamano, de 48 años, y el portero Rubén Rodríguez, de 45. La resolución oficial dice que deben presentar el protocolo al Enargas antes del 31 de octubre.

Este Programa de Prevención a nivel nacional aspira a tener resultados, como tuvo en 2005 una iniciativa similar que apuntaba a investigar fugas de gas y otros eventos relacionados con la seguridad en 18.701 establecimientos educativos (Resolución ENRG Nº 3164), y que motivaron -en aquella oportunidad- cortes de suministro y clausura de artefactos.

Teniendo en cuenta que son establecimientos educativos y que en gran número de ellos funcionan comedores, corresponde que el criterio con que se conduzca la inspección y las acciones derivadas de ésta, sea el de causar los menores inconvenientes posibles a su actividad normal, sin resignar la seguridad.