Tras horas de huelga, los trabajadores nucleados en la Asociación Argentina de Aeronavegantes levantaron la medida de fuerza en el Aeroparque Jorge Newbery donde protestaban en rechazo "al achicamiento, despidos y la persecución sindical"

Por la protesta, se cancelaron 31 vuelos y se demoraron otros que afectaron alrededor de 5.000 personas. El titular de la ANAC, Tomás Insausti, confirmó los números y se quejó de la medida gremial: "Fue un paro encubierto porque fue sin aviso, sin comunicación sindical formal".

Insausti precisó  en declaraciones a la prensa que las empresas Andes, Aerolíneas Argentinas y Latam fueron las principales afectadas con 31 vuelos cancelados y otros demorados, por lo que llevará todo el día de hoy reprogramar los viajes y reubicar a los pasajeros. 

"Son 5.000 personas afectadas. Este no fue un paro contra las empresas, fue un paro contra la gente", sostuvo el jefe de la Administración Nacional de Aviación Civil sobre la medida de fuerza implementada.

Al menos siete vuelos fueron cancelados y otros diez registraban demoras esta mañana en el Aeroparque Metropolitano Jorge Newbery por una medida de fuerza de los aeronavegantes. 

La Asociación Argentina de Aeronavegantes (AAA), que lidera Juan Pablo Brey, inició asambleas sorpresivas con cese de actividades a las 5 de la mañana para expresar una serie de reclamos al Gobierno y a las empresas. 

"La medida es en rechazo al achicamiento, despidos y la persecución sindical que atraviesa al sector aeronáutico", dijo el secretario general del gremio al ser consultado por las causas que motivaron la protesta.

Los aeronavegantes protestaban contra los despidos en la compañía de bajo costo Flybondi por "persecusión sindical"; además de "despidos masivos en Andes"; y reclamaban a apertura de paritarias con la compañía Latam. 

Asimismo, Brey dijo que se registra "incumplimiento en la paritaria" con el Grupo Aerolíneas Argentinas.