El Ministerio de Educación de  la Nación simplificará el procedimiento de validación de títulos para estudiantes y profesionales llegados de Venezuela y Siria.

Las resoluciones 229 y 230/2018 permitirán que los estudiantes de nivel superior puedan continuar su trayectoria y  que los profesionales ejerzan en la Argentina.

Esta medida, de carácter humanitario, se implementa en el  contexto de crisis institucional que atraviesa Venezuela, que  generó oleadas migratorias de estudiantes y profesionales desde el  país caribeño hacia la Argentina, como a otras naciones.

Además, ya que no existe un convenio bilateral para  validaciones de títulos entre ambos países.

Previo a la firma de la resolución, los venezolanos debían  realizar la validación de sus estudios en una universidad  nacional -lo que en muchos casos los obligaba a recursar estudios- para que luego fuera certificada por el Ministerio de  Educación.

A partir de hoy, podrán validar su titulación de forma directa en el Ministerio de Educación de la Nación, que será el  encargado de corroborar si sus estudios realizados se corresponden con los estándares profesionales de la Argentina.

De esta forma, la medida también promueve la incorporación de los profesionales venezolanos para que ejerzan lícitamente en los  sectores de servicios sociales y los sectores productivos que  requiere el país.

El Gobierno dispuso también mediante la Resolución 229/2018 la convalidación de los títulos, diplomas o grados académicos universitarios de los profesionales que hayan ingresado al país  mediante el Programa Especial de Visado Humanitario para  Extranjeros afectados por el conflicto en Siria.

De esta forma, los profesionales procedentes de ese país obtendrán facilidades para el reconocimiento de sus títulos,  mientras persista el conflicto armado y la emergencia humanitaria en Siria.