El fiscal general de Dolores, Diego Escoda, aseguró este miércoles que la intención de los diez rugbiers acusados por el crimen de Fernando Báez Sosa ocurrido en Villa Gesell, fue "claramente darle muerte al joven" y además explicó que todos podrían ser condenados a prisión perpetua. No hay indicios de que hayan actuado bajo los efectos del alcohol o las drogas, sino que tenían plena conciencia. "Estaban lúcidos cuando se los detuvo", afirmó el funcionario judicial.

"A dos -de los acusados- se les imputa la ejecución del hecho y al resto la participación, es decir, haber impedido que los amigos de la víctima lo pudiesen ayudar. Esa es la hipótesis", sostuvo Scoda.

Además, el fiscal explicó que los ocho acusados de ser partícipes necesarios del homicidio impidieron que Báez Sosa fuese ayudado por sus amigos "con el propósito que la víctima siga siendo golpeada".

En declaraciones al canal de noticias TN, el fiscal general contó que tras hacerle las pericias de rigor a los detenidos, "nada indica que estuvieran bajo los efectos de alcohol o las drogas. Estaban lúcidos cuando se los detuvo".

"Lo que sostiene la fiscalía, y al menos hasta ahora comparte el juzgado, es que ellos salen con la intención de dar muerte, predestinados a golpearlo hasta este resultado. Y la alevosía se da porque los golpes se dan cuando la víctima estaba de espaldas y con la superioridad numérica entendemos que actuaron sobre seguro", explicó.

Al ser consultado sobre la pena que podrían recibir los imputados, Scoda comentó: "la pena es la misma para todos, prisión perpetua. Vamos a ver si después de las ruedas de reconocimiento esto se sigue manteniendo".

Este martes, Máximo Thomsen y Ciro Pertossi fueron procesados por el delito de "homicidio agravado por el concurso premeditado de dos o más personas", y los otros ocho detenidos quedaron imputados como partícipes necesarios.

En tanto, la fiscalía ordenó liberar a Pablo Ventura, el joven que había sido detenido el pasado sábado en su casa de la localidad de Zárate, luego de ser mencionado por los rugbiers acusados.

Las ruedas de reconocimiento a las que serán sometidos los 10 acusados y también Ventura comenzarán mañana jueves y se realizarán los días viernes y lunes y martes de la semana próxima.

Según contó el fiscal Scoda, la semana que viene se realizará una pericia scopométrica, que según explicó, es "el cotejo entre el dibujo de la zapatilla y la impronta de la víctima para ver si coincide el calzado con la marca que tenía en el rostro".