El personal de la línea B de subterráneos se encuentra en asamblea tras la agresión sufrida anoche por trabajadores y de acuerdo a lo anunciado por el secretario general del sindicato, Roberto Pianelli, el paro que afecta a ese ramal será levantado "a más tardar al mediodía".

"Estamos en asamblea, la idea era visibilizar esto (la agresión a trabajadores que motivó la medida), y a más tardar al mediodía seguramente se va a levantar el paro con la advertencia de que la empresa garantice la seguridad, o volveremos a las medidas de esta características", manifestó Pianelli.

Por su parte, el metrodelegado explicó que anoche en el taller Rancagua, un delegado de la UTA ingresó al lugar y atacó a golpes de puño a quienes se encontraban en el lugar, provocando heridas y poniendo en riesgo sus vidas.

"Agredió a un compañero, lo empujó, de casualidad no se cayó arriba del tercer riel con lo que podía haber sido una tragedia, podía haber quedado fulminado", indicó.

En consecuencia, los delegados expresaron que la medida se tomó para "proteger la integridad física de los trabajadores y trabajadoras de la línea, dada la ausencia de condiciones mínimas de seguridad para prestar el servicio". No obstante, se disculparon con los usuarios que se verán perjudicados. E indicaron que en el transcurso de la mañana informarán los "pasos a seguir".