El Consorcio Portuario Regional Mar del Plata anunció el inicio de un operativo de desguace y remoción de 14 buques y de una draga que se encuentran abandonados y semi hundidos en el puerto de la ciudad, y que permitirá recuperar más de 100 metros de muelles.

Los trabajos se realizarán en las secciones 4ta y 5ta de la terminal portuaria marplatense, y permitirán ampliar el espacio operativo y atenuar los problemas de saturación de las áreas de amarre.

Un grupo de técnicos de la Prefectura Naval Argentina (PNA) comenzó ayer los primeros controles para determinar el estado de los cascos de los buques, antes de poner en marcha el desguace.

Según informaron las autoridades del Consorcio, la mayoría de los barcos que serán removidos “tiene propietarios identificados que deberán afrontar la totalidad de los gastos que impliquen estos trabajos”.

“Recuperar la plena disponibilidad de todos los espacios operativos del Puerto es un objetivo central y para conseguirlo resulta fundamental avanzar con la remoción de todos los cascos que están abandonados, hundidos y ya sin posibilidad de volver al servicio”, destacó el presidente del organismo, Martín Merlini.

El titular del Consorcio remarcó además que los gastos que demande el operativo será “100% a cuenta de los armadores”. Los buques alcanzados son los pesqueros ‘María Luisa I’, ‘San Pablo’, ‘Wiron IV’, ‘Mellino II’, ‘Ribazón Dorine’, ‘Mar Azul’, ‘Chiarpesca 58’, ‘Mister Big’, ‘Chiarpesca 57’, ‘Chiarpesca 902’ y ‘Chiarpesca 903’.

En este operativo serán desguazados también los cascos del ‘Young In Nº33’, el ‘Neptuno’ y el ‘Depemás 81’, que presentan distintos grados de deterioro. En estos tres casos puntuales, personal de PNA hizo una inspección de los buques y se intentará reflotarlos con el uso de bombas de achique para que sean reducidos a chatarra en el mismo lugar donde están en la actualidad.

El Consorcio informó además que, se iniciaron dentro del mismo plan los trámites para desguazar y retirar la draga ‘Mendoza 259 C’, que fue utilizada por la gestión anterior para la remoción de sedimentos en el Puerto, y se encuentra amarrada fuera de servicio en la Base Naval local.