La caída de sistema de comunicaciones de la torre de control del Aeroparque Jorge Newbery provocó que cientos de pasajeros se encontraban varados y con vuelos demorados. El inconveniente perjudicó tanto el arribo como las partidas de los vuelos domésticos como internacionales.  

Por el momento, se registran al menos 20 vuelos de partidas demoradas y afecta las partidas de los vuelos. La primer medida fue desviar algunos de los arribos a la terminal de Ezeiza. 

La falla del servicio de telecomunicaciones,suministrado por la empresa Telecom, afecta a toda la gestión de vuelos. Horas más tarde se vió afectado el sistema entre el Aeroparque Metropolitano y Ezeiza por lo que los vuelos de cabotaje desde el interior hacia dicho destino se encuentra con las misma dificultades.

El titular del gremio de Aeronáuticos, Pablo Biró, resaltó que el problema se generó a partir de la caída del enlace donde se coordinan los vuelos. “No se puede informar los planes de vuelos y esto genera que ya se acumulen pasajeros en el Aeroparque”, enfatizó el gremialista a canal de noticias. 

El sindicalista apuntó que desde la entidad presidente se habla de "falta de inversión" en las operaciones de los aeropuertos.