n Los principales líderes mundiales y organizaciones como la Unesco manifestaron su dolor por la noticia y expresaron su solidaridad.

El Vaticano expresó que recibió "con shock y tristeza" el incendio de la Catedral "un símbolo del cristianismo en Francia y en el mundo". Por su parte, Donald Trump, sugirió por Twitter utilizar aviones cisterna. Angela Merkel expresó su "profunda tristeza" por la catedral, un "símbolo de Francia y de la cultura europea". El presidente de México calificó el incendio como una "desgracia para el arte, la cultura y la religión".

Desde Argentina, funcionarios y dirigentes políticos manifestaron su pesar. "Fui embajador en Francia y esta tragedia me duele personalmente", escribió el ministro de Relaciones Exteriores, Jorge Faurie.