La Justicia de Uruguay concedió hoy la extradición al país de Sebastián Romero, el militante de izquierda conocido como el "gordo mortero", acusado de disparar un arma casera contra la policía durante las protestas contra la reforma previsional en las inmediaciones del Congreso en diciembre de 2017.

Romero es militante del Partido Socialista de los Trabajadores Unificados (PSTU) y a fines de mayo pasado fue detenido en el país vecino, tras estar prófugo desde los hechos sucedidos en el Parlamento.

Se lo acusa del delito de "intimidación pública", una causa impulsada por el gobierno del ex presidente Mauricio Macri.

La semana pasada, el juez federal Rodolfo Canicoba Corral solicitó la extradición de Romero a la Justicia uruguaya, que este jueves se la concedió, por lo que se espera que el militante de izquierda sea trasladado a la Argentina.

Romero fue capturado el pasado 30 de mayo en la ciudad de Chuy en el partido oriental de Rocha, cerca del paso fronterizo con Brasil, tras una investigación del área de Interpol de la policía uruguaya, en coordinación con la Policía Federal Argentina.

La captura internacional de Romero había sido pedida en febrero de 2018 y por entonces se había fijado una recompensa de 1 millón de pesos.

El militante viajaba en un taxi cuando fue interceptado por autoridades uruguayas y al pedirle los documentos de identidad, se comprobó que era el delincuente buscado desde Argentina.

Según afirmó en ese momento su abogado, Martín Alderete, a Romero "lo detuvieron en un campo y se entregó sin ofrecer resistencia", y agregó que por ese entonces ya estaba evaluando entregarse.

Durante las manifestaciones de 2017, Romero fue fotografiado y filmado cuando disparaba un mortero sostenido a un palo en dirección a donde se ubicaban los efectivos policiales desplegados en Plaza Congreso mientras en la Cámara de Diputados se sesionaba para aprobar la reforma previsional.

Esas imágenes protagonizadas por Romero fueron muy difundidas por los medios de comunicación y en base a ellas se presentó una causa contra este integrante del PTSU por el delito de "intimidación pública y resistencia a la autoridad".