Cuando algún músico de aquellos que protagonizaron el surgimiento del jazz moderno salta a escena para un show o decide entrar en estudios para grabar es momento de celebrar. No quedan muchos. Sonny Rollins ya no toca y Hank Jones, Randy Weston y Paul Bley hace poco que ya no están. Otro, como Barry Harris, sigue activo y en la Argentina pudimos apreciarlo. También están en carrera otras leyendas del piano como George Cables, Junior Mance y Harold Mabern.

Por eso es una noticia especialmente alentadora que dos pianistas de primer nivel, que superaron los 80 años, hayan resuelto grabar nuevos discos y presentarlos en vivo. Se trata de Abdullah Ibrahim y Ahmad Jamal, ambos con una extensa y rica trayectoria, que llegan con dos nuevos trabajos para dejar en claro que aún tienen mucho por decir.

Abdullah Ibrahim, nombre adoptivo del pianista Dollar Brand, nació en Ciudad del Cabo y su música siempre estuvo influenciada por la tradición sudafricana, el góspel y desde luego Ellington y Monk. Duke lo apadrinó luego de que lo escuchó tocar en Zurich, como también protegió musicalmente a su mujer, la extraordinaria cantante Sathima Bea Benjamin.

Ibrahim, el nombre que tomó tras convertirse al Islam, vuelve luego de cuatro años con nuevo disco, The Balance, que ya está en las bateas y en las plataformas digitales editado por Gearbox Records.

The Balance recoge composiciones originales de Ibrahim, más una versión de Skippy de Monk. Lo acompaña su banda Ekaya, que el pianista conformó en 1983 y que ha experimentado alteraciones diversas desde entonces. Hoy incluye dos bajos, un cello, batería y una front line con saxos tenor, barítono y alto y trombón. La experimentación con distintas formaciones ha sido un sello en la carrera de este artista de 84 años. En grupos numerosos o en dúos por ejemplo con Buddy Tate o con Archie Shepp- siempre transitó por recorridos que bien pueden emparentarse con el free o con melodías destinadas a perdurar como su clásico The Wedding.

Algunos críticos han dicho de él que es uno de los pocos músicos que pueden hacer sentir que todo está bien en el mundo. En este nuevo disco se entrelazan la tradición sudafricana, el gospel y la influencia ellingtoniana.

Ahmad Jamal, por su parte, ya palpita el lanzamiento de su nuevo álbum Ballades, previsto para septiembre a través del sello Jazz Village. Mientras llega el momento ya circulan dos tracks en el mundo digital y el pianista anticipó el material en una serie de shows en París la semana última.

Jamal jugó un papel vital en el jazz de fines de los 50, cuando con su música decidió usar el espacio envuelto en silencios como un elemento estructural. Miles Davis lo citó como fuente de inspiración y su tema Poinciana le dio cierto empuje comercial. Una versión de esta canción figura en el nuevo Ballades, con otras dos composiciones originales y el resto standards, temas que según declaró el propio Jamal, tienen el efecto de transportarlo hacia su infancia. A los 89 años, con este solo piano, Jamal ratifica vigencia y creatividad.

noticias relacionadas

Ver más productos

Miles de personas llegaron a la Plaza de Mayo desde distintos puntos de Capital y Gran Buenos Aires.

17 de octubre: una lealtad eterna

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

Roma está poblada de aborígenes

Roma está poblada de aborígenes

Ver más productos