El suicidio del ex presidente peruano Alan García fue tal vez el hecho más impactante en la trama de sucesos desatada por la constructora brasileña Odebrecht, y su probado y amplio esquema de corrupción cuyos tentáculos se extendían a toda la región.

El denominado “Caso Odebrecht” tiene hace muchos meses en jaque a dirigentes políticos y empresariales de 10 países de la región, donde la constructora brasileña habría entregado casi u$s800 millones en sobornos para adjudicarse más de 100 proyectos de infraestructura.

Todo se inició con las investigaciones del caso Lava Jato en Brasil, las que impulsadas por el actual ministro de Justicia de Brasil, Sergio Moro, apuntaron a concesión fraudulenta de contratos públicos de la petrolera Petrobras a empresas interesadas, a cambio del pago de sobornos a políticos y funcionarios de los gobiernos de turno.

Mediante el mecanismo de la “delación premiada”, por el cual se reducen penas a cambio de declaraciones de culpabilidad y provisión de información que apunte a los responsables de las maniobras de corrupción, Moro y otros magistrados profundizaron en el esquema que se replicó fuera de Brasil.

Sólo en Perú fueron implicados cuatro ex presidentes

Ejecutivos de Odebrecht reconocieron que la firma había cometido diversos actos de corrupción incluyendo el pago de cerca de 788 millones de dólares en sobornos para obtener contratos a lo largo y ancho de la región.

De acuerdo con el Departamento de Justicia estadounidense, los sobornos pagados incluyeron 349 millones de dólares en Brasil, 98 millones de dólares en Venezuela y 10 millones de dólares en México.

La “frutilla del postre” para Moro fue el encarcelamiento del dos veces ex presidente de Brasil, Luis Inacio Lula da Silva, acusado de haber recibido un triplex a cambio de contratos con una constructora, en una causa conexa con el Lava Jato. En un juicio plagado de irregularidades como la falta de pruebas efectivas de la maniobra corrupta, la condena al ex mandatario, que era favorito en todas las encuestas para las presidenciales de Brasil del año pasado, le abrió el camino al triunfo del actual ocupante del Planalto, Jair Bolsonaro. La investigación, que estima delitos por 1.647 millones de dólares, derivó en 215 condenas a 140 personas. Uno de los primeros fue el propio presidente de compañía: Marcelo Odebrecht, quien gracias a una delación premiada pasó de una condena a más de 20 años en prisión de los cuales efectivamente purgó dos y medio, a cumplir sólo 10 años de arresto domiciliario en una lujosa mansión de 3.0.0 metros cuadrados con piscina, gimnasio y sauna.

El ex presidente Michel Temer también se encuentra procesado por haber recibido sobornos de Odebrecht, tras haber evitado la investigación en dos ocasiones mientras se encontraba al frente del Ejecutivo, gracias a votaciones en su favor en la Cámara de Diputados.

Trama regional

 

Los ex mandatarios Kuczynski, Michel Temer, Lula Da Silva y el ex vicepresidente de Ecuador, Jorge Glas. Y Alan García, que se quitó la vida

Tal vez el caso más grave de implicación de funcionarios de alto nivel en el Estado es hasta el momento el del Perú, donde además de Alan García hay otros tres ex presidentes investigados. Ollanta Humala y Pedro Pablo Kuczynski tienen procesos judiciales abiertos. Además, el expresidente Alejandro Toledo, que está fuera de Perú, es requerido por las autoridades.

Fuera de Brasil y Perú fue en Ecuador donde fue alcanzada la máxima figura política, en este caso se trata del vicepresidente Jorge Glas, la figura más cercana al expresidente Rafael Correa, quien fue condenado a seis años de cárcel por asociación ilícita en relación con sobornos de Odebrecht. Con él también fueron sentenciados con la misma pena su tío Ricardo Rivera y otras tres personas. La Fiscalía señala que Glas se benefició, a través de su tío, de 13,5 millones de dólares.

Le sigue en el listado Panamá, donde dos hijos del expresidente Ricardo Martinelli y tres de sus exministros fueron imputados en el caso Odebrecht.

El monto de los delitos es superior a u$s1.600 M y hay más de 200 condenas

Otro país centroamericano se destaca, no por el nivel político de los implicados sino por la suma pagada en concepto de sobornos. Es la República Dominicana, donde según la justicia estadounidense, los pagos corruptos de Odebrecht superaron los 92 millones de dólares. Siete altos cargos del gobierno fueron imputados, entre ellos el expresidente del Senado Andrés Bautista.

En Colombia el fiscal general, Néstor Humberto Martínez, es sindicado de “encubrimiento”, al no denunciar delitos de los que supuestamente tuvo conocimiento antes de asumir en el cargo con la actual administración de Iván Duque. Un escándalo reavivado tras dos extrañas muertes. Jorge Enrique Pizano, auditor de la obra Ruta del Sol II, considerado testigo clave en el escándalo de Odebrecht, falleció de un infarto el 8 de noviembre del año pasado. Tres días más tarde, su hijo Alejandro Pizano murió envenenado con cianuro (ver aparte).

En México, el exdirector general de la poderosa petrolera estatal Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya, es el único funcionario investigado por aceptar, supuestamente, al menos 10 millones de dólares por parte de la constructora brasileña.

En Argentina el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi procesó a 26 personas, la mayoría ex funcionarios del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, acusadas de haber otorgado irregularmente la licitación del soterramiento del ferrocarril Sarmiento a Odebrecht, asociada con Iecsa, en ese momento de propiedad de Angelo Calcaterra, primo del presidente Mauricio Macri, quien fue sobreseído por el magistrado.

La obra valuada en al menos u$s300 millones fue adjudicada en 2008. En la acusación del fiscal se asegura que los exfuncionarios beneficiaron a Odebrecht, Iecsa y sus asociadas a cambio de sobornos. Dos exejecutivos de la brasileña admitieron los pagos ilegales por esta obra ante los fiscales del caso Lava Jato, según consta en los videos de sus declaraciones. Odebrecht admitió en 2016 haber pagado coimas en Argentina por al menos u$s35 millones entre 2008 y 2014.

Ver más productos

Macri se juntó con Alfredo Casero

Macri se juntó con Alfredo Casero

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

Ver más productos