La política en Corea del Sur está atravesada por las negociaciones para la desnuclearización y la reunificación de la península. Pero la cuestión comercial tiene otra preocupación: la creciente presencia china que llevó al gobierno de Seúl a reenfocar sus esfuerzos según se debatió en Korea-LAC Future Cooperation Forum sobre consumo e infraestructura. La canciller de Corea del Sur, Kang Kyung-wha planteó la necesidad de “conectar Corea con América latina”. La emigración hacia América latina arroja una cifra de más de 100.000 personas. De acuerdo con el último censo en Argentina, hay poco más de 7.000 personas nacidas en Corea, el 90% en la Cuidadde Buenos Aires. “Queremos conectar Corea con América latina. Hay 70.000 latinoamericanos viviendo en Corea, el doble que en 2010. Un grupo de K-Pop está ganando adeptos y hay fiebre de pop latino. Apostamos a que el TLC entre en vigor con el Mercosur, el volumen de u$s45.000 millones de intercambio comercial crecerá aún más. Queremos estechar la relación con América latina y el Caribe. Confío en que la reunión del G20 en noviembre refuerce una nueva cooperacion de la diplomacia. Nos azota un tiempo de tranformacion y es mejor si nos unimos”, señaló.