El próximo 18 de enero, se inaugurará un monumento en conmemoración a Alberto Nisman en Israel con motivo de cumplirse el cuarto aniversario de su muerte. La iniciativa fue promovida por el Fondo Nacional Judío Keren Kayemet Le Israel (KKL). Su vicepresidente habló con BAE Negocios sobre el tema.

–¿Conociste al fiscal?
–No lo conocí, pero desde el primer momento entendí la importancia de su trabajo. En cada generación, hay una persona que se destaca en la historia. La idea es que el monumento sirva como espacio de reflexión para que las próximas generaciones puedan saber quién fue Alberto Nisman.

–¿Quién fue Nisman?
–Nisman era un hombre valiente que se enfrentó a poderes gigantes. Creo que fue el único que salió al frente con su verdad.

–¿Cómo surgió la idea de inaugurar un monumento en su honor?
–Es un tema que empezó hace bastante tiempo. El día en que se conoció la tragedia, pensé que era oportuno hacer un recordatorio en su honor. Hace dos años, estuvieron de visita Sandra Arroyo Salgado y sus dos hijas. Juntos pusimos la piedra fundamental en un lugar de memoria. También participaron en la plantación de los primeros dos olivos. Lo hicimos en el marco de un acto representativo, es decir, asentamos los preparativos desde aquel momento para llegar con este espacio construido para la ocasión.

–¿Quién promovió la iniciativa?
–La iniciativa fue promovida por el Fondo Nacional Judío Keren Kayemet Le Israel (KKL). El KKL es una Institución ecológica encargada de los bosques de Israel donde se plantaron más de 240 millones de árboles que convirtieron una zona desértica en un sitio verde y agradable. Además, el monumento fue levantado en un lugar “muy especial” para los argentinos ya que se encuentra junto a las recordaciones de los atentados a la Embajada de Israel en Buenos Aires y a la AMIA.

–¿Quiénes van a participar del acto?
–Al frente del acto estará el presidente de la Kneset Ioli Edestein. La delegación estará encabezada por los presidentes de la AMIA, Agustín Zbar, y de la DAIA, Jorge Knoblovits, quienes serán los oradores en la ceremonia de inauguración, la cual tendrá como invitados a personalidades políticas de Israel, representantes diplomáticos y a la madre de Nisman, Sara Garfunkel. Sandra Arroyo Salgado y sus dos hijas no podrán asistir porque viajan en esa misma fecha a Estados Unidos. Pero mantenemos permanente contacto.

–¿Qué representa el acto?
–Un acto no cambia realidades. Confiamos en el esclarecimiento de los ataques terroristas contra organismo judíos israelíes. Creo que es importante para nosotros que sepamos lo que sucedió a través de la justicia Argentina. Esperamos que el acto apoye y ofrezca un envión a las investigaciones judiciales.

–¿Qué opina sobre el caso Nisman?
–La Justicia dictaminó que fue asesinado. Estamos convencidos de que los nuevos aires en Argentina van a permitir alcanzar la verdad. No nos metemos en asuntos internos de otros países, pero estamos sumamente interesados en el descubrimiento de lo que realmente sucedió con Nisman.