Prometea es un sistema de inteligencia artificial que combina detección inteligente, predicción, asistencia inteligente y automatización, que agiliza y optimiza exponencialmente procesos burocráticos para mejorar los derechos de la ciudadanía, y que es llevado adelante por el Laboratorio de Innovación e Inteligencia Artificial de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos aires en conjunto con el Ministerio Publico Fiscal de la ciudad autónoma de Buenos Aires. Investigación y Desarrollo impulsado por el Estado.

Para hablar de este sistema que ha sido elogiado en el mundo, BAE Negocios habló con Juan Gustavo Corvalán, Fiscal General Adjunto en lo Contencioso, Administrativo y Tributario del Ministerio Publico Fiscal de la CABA y Co Director del Laboratorio de Innovación e IA de la Facultad de Derecho de la UBA.

—¿Cómo opera Prometea para mejorar la gestión de un expediente?
—Veamos un ejemplo habitual. Por ejemplo, una persona con una discapacidad que está en situación de calle y se enteró que el estado tiene un programa de subsidios, va a pedirlo y el Estado le dice No, porque no cumplís los requisitos, porque ya te dí otro beneficio, etcétera. Entonces la persona viene y hace un juicio. El sistema en estos casos me puede decir como esta persona tiene una discapacidad hay que darle el subsidio y me arma la respuesta en 15 segundos. Humanamente esto implicaría que una persona del equipo lea el expediente, que entran muchos, la persona que hace ese modelo de dictamen tal vez se equivocó en cinco palabras y tiene que volver, entonces lo que yo tardaría en firmar un mes, lo hago en mucho menos tiempo. Esto ayuda exponencialmente a la productividad. La mejora es de entre un 300% y 1.000.000 por ciento. No hay nada que mejore eso.

—¿Esto se puede aplicar en qué fueros?
—Lo que no recomendamos es usarlo en casos complejos y muy complejos.Porque el sistema en general está preparado para funcionar sobre la historia. La idea es que el sistema busque información y aprenda sobre cosas que están estandarizadas, que en general ya tienen respuestas anteriores, y que en general el sistema tarda porque es algo muy burocrático. La burocracia hace falta porque hay que chequear requisitos, porque no se le puede dar un subsidio a alguien que tiene cinco casas. La burocracia bien entendida sería "si no fuera burocrático se lo doy a cualquiera", hacerlo burocrático es acudir a un mecanismo que la ley impone para proteger a los más vulnerables.

"Pliegos que tardaban de dos a seis meses, se preparan en 15 minutos”

—Es decir que el sistema ayudaría a liberar energía del poder judicial para aplicarla a los casos más complejos de resolver...
—Diste en la tecla. Eso dice el prólogo que nos hizo la Organización Internacional del Trabajo ( OIT) en el libro que hicimos sobre este paradigma. Eso más liberarla de las tareas más mecánicas, rutinarias y repetitivas. Volcarse a cosas más complejas que requieren más humanidad y por otro lado no seas un copiador y pegador serial de datos y fechas, que es lo que en general hace el trabajador público, copia y pega, copia y pega. Otro ejemplo en concreto: en tránsito el problema cuando alguien choca a otro. En general el sistema es bastante complejo porque si bien te dice que el que choca a otro paga, el seguro o quien lo haya chocado, hay muchas excepciones vinculadas a por ejemplo cruzar un semáforo en rojo, si no priorizaste a quien venía por la derecha, si hiciste una maniobra imprudente, etcétera. Lo más importante en un accidente de tránsito es si debo atribuir responsabilidad o no. Los jueces cuando tienen que resolver estos casos en qué tardan: en leer el expediente y empezar a ver qué dice el auto, qué dice la parte, si una pericia dice que chocó por izquierda, un testigo dice que cruzó en rojo y otro dice que no y un tercero que no lo vió. Entonces hicimos un predictivo al cual vos subís una demanda o una contestación y te dice si le tenés que atribuir responsabilidad al demandado o no. En otra causa nos dice que hay culpa de la víctima, nos dice ojo y acá hay que rechazar la demanda.

El paradigma digital no acelera disruptivamente la resolución de conflictos, ni en la justicia ni en el Estado, lo que hace es algunas cosas hacerlas más rápido. En cuanto tiempo hace eso, en segundos. Por eso este sistema es famoso en el mundo. Porque esto está en aplicación en Morón, en aplicación, no es una prueba piloto. Porque ya lo venimos haciendo hace más de tres meses.

—¿Se piensa avanzar con el programa en otros ámbitos?
—Prometea es algo que si bien originalmente lo pensamos para la justicia con la UBA, en realidad es más amplio, para todo el sector público. No es justicia sino sector público. Por ejemplo una intendencia aplicándolo puede desde acelerar la designación de recursos humanos, mejorar las habilitaciones de espacios públicos, se puede hacer una lista de ítems en materia de seguridad, de salud. Por ejemplo la Policía Federal nos facilitó un reconocedor de imágenes y nosotros los ayudamos a hacer la contestacíón de demandas más rapido. Entonces con cuatro preguntas hacen la contestación de demanda. Obviamente la tienen que revisar "humanamente", insisto en este punto, no es que el sistema HACE la demanda. ¿Podría hacerlo? Sí, pero no lo queremos. O sea, la tecnología está disponible para que la demanda se haga automatizada, el tema es que ahí hay una decisión de no hacerlo por una cuestión de respeto a los derechos humanos. Es decir, no se puede hacer eficiencia a cualquier costo, ese sería el concepto. Nuestro enfoque es que tanto por parte de autoridades públicas, como por parte del poder judicial, junto a la UBA y las reparticiones públicas trabajamos y enseñamos cómo se hace para transformar, porque esto no es enchufo un word, no es pago un word viene alguien y me lo va a dar en un drive. Esto es mucho más complejo. Entonces la idea es querés predecir, querés automatizar, o querés hacer un asistente inteligente. Qué es lo que más necesita un organismo para saber si lo que está comprando está en el mercado, si está en precio y qué precio tiene. Prometea no es algo solamente para resolver vivienda o solamente para justicia. Es mucho más abarcativo. Y es un sistema totalmente desarrollado por la UBA y por el Ministerio Público Fiscal de la CABA. Integramente, no hay un gramo de una empresa tecnológica en esto. Por eso es tan disruptivo.

Más notas de

Hector Medina

Integración sí, pero preservando la producción local

Lucía Topolansky, Alberto Fernández, Pepe Mujica y Felipe Solá

"El nuevo gobierno argentino enfrentará un panorama complejo en Washington"

“El nuevo gobierno enfrentará un panorama complejo en Washington”

El otro consenso social frente a la Cuarta Revolución Industrial

El otro consenso social frente a la Cuarta Revolución Industrial

El feminista menos pensado: el FMI pide avances en busca de equidad de género

El feminista menos pensado: el FMI pide avances en busca de equidad de género

Lenín Moreno no descarta ahora un adelantamiento de elecciones en Ecuador

Ya hubo dos muertos y decenas de heridos en las protestas

La inteligencia artificial llega también a la Justicia

La inteligencia artificial llega a la Justicia

Las “tierras raras”: otra alternativa de crecimiento económico para Argentina

Las “tierras raras” otra alternativa de crecimiento económico para Argentina

"La sociedad civil y los periodistas tienen un rol muy importante como buscadores de la verdad"

"La sociedad civil y los periodistas tienen un rol muy importante como buscadores de la verdad"

"Cambiar requiere metodología y liderazgo"

Gonzalo Rossi, CEO de Whalecom

Teletrabajo: cambio de reglas y nuevo escenario ante el acuerdo Mercosur-UE

El teletrabajo, bajo la sombra del acuerdo de libre comercio