La transformación digital y la migración tecnológica en las empresas durante los últimos años dieron paso a un replanteo sobre cómo implementar de manera oportuna soluciones que permitan estar a la vanguardia del mercado.

Uno de los departamentos que se encuentran atravesados por este tipo de cambios es Recursos Humanos. Por eso analizamos los hitos históricos que ha tenido el sector en el marco de la evolución desarrollada.

Hace 25 años las áreas de Recursos Humanos estaban enfocadas en nómina y administración. El soporte que daban los proveedores tecnológicos estaba basado en Windows, lo que permitía tener una mejor experiencia. Para ese momento, los archivadores contenían gran material de papel.

Con el paso del tiempo, esta gestión se fue transformando y el empleado tomó cada vez mayor protagonismo en el cumplimiento de objetivos de las empresas. Un dicho popular señala que los empleados son el recurso más valioso de las compañías. En ese sentido, los cambios no solo permitieron que la industria proporcionara soluciones para facilitar el control de la operación, sino que le dieron más vida a cada empleado dentro de la organización.

La fortaleza de los lazos entre empresa y empleado debe ser cada vez mayor

Lo más destacado de este ejercicio es la fortaleza cada vez mayor de los lazos entre empleado y empresa. Además, las compañías de gran tamaño, incluso aquellas que tienen varias sedes, lograron ocuparse de los perfiles de cada colaborador, haciendo más flexible la asignación de cargos y la forma de gestionar sus habilidades.

En los últimos años los modelos de colaboración se transformaron y hoy son totalmente flexibles. El cambio generacional en las organizaciones también supuso un desafío para todas las áreas. Esto modificó la forma de evaluar y retribuir al empleado e identificar de manera urgente el talento clave dentro de nuestras compañías, para así trabajar con las mejores alternativas para retenerlo.

Hoy las soluciones son basadas en la nube. Esta modalidad pasó a ser la más conveniente para Recursos Humanos, porque garantiza una evolución constante de la funcionalidad. Esto ayuda a las empresas a desentenderse del proceso tecnológico y enfocarse en la gestión de su personal.

Los beneficios de esta evolución, además de la productividad y la posibilidad de facilitar operaciones que manualmente serían muy costosas de realizar, tienen que ver con la posibilidad de personalizar la relación del área de Recursos Humanos con cada empleado.

Especial para BAE Negocios

* Director General de Meta4 para América latina