Como es habitual, el Festival de Jazz de Buenos Aires, que dirige Adrián Iaies, es una explosión de shows y artistas de todas las vertientes. La cita será del 14 al 18 de este mes, pero habrá que seleccionar, porque la oferta es inmensa. Qué mejor que comenzar con tres grandes pianistas que serán de la partida.

Kris Davis es una aparición descollante en el jazz de vanguardia. Es parte de una camada de mujeres de alto vuelo que se abrió paso en los principales escenarios del género, como la guitarrista Mary Halvorson o la saxofonista Ingrid Laubrock.

Davis, como Halvorson, integraron el extraordinario Ensemble Kolossus que organizó el contrabajista Michael Formanek, cuyo disco The Distance, editado por ECM marcó un hito en la vanguardia musical norteamericana.

Con varios premios en su haber, Kris Davis ya lanzó alrededor de doce discos como solista, en los que alterna con músicos ligados a la improvisación y con otros de corte mainstream. Su anteúltimo disco, Octopus, publicado en 2018, es un dúo de amplios recursos creativos con otro pianista de fuste: Craig Taborn. Un disco anterior, Duopoly, también entrega dúos con músicos de renombre: Bill Frisell, Julian Lage, Billy Drummond, Angélica Sánchez, Tim Berne y Don Byron, entre otros. El último trabajo de Davis, recién editado por Pyroclastic Records, se llama Ditaom Ribbons, y allí comparte cartel con Esperanza Spalding, Tony Malaby, Ches Smith, JD Allen, Nels Cline y Marc Ribot.

En el festival porteño ofrecerá un solo piano el sábado 16 en el Teatro Colón y un dúo con la saxofonista Ingrid Laubrock el viernes 15 a las 20.30 en la Usina del Arte. También dará una clínica de composición e improvisación el sábado por la mañana en la Usina.

Otro pianista de relieve que llegará al Festival es Laurent de Wilde, nacido en Estados Unidos, pero formado en Francia, dueño de un estilo sofisticado y versátil y acaso uno de los mayores expertos de ascendencia francesa en la música y el personaje de Thelonious Monk. De hecho su último disco se titula New Monk Trio y es un homenaje a este padre fundador del jazz moderno, con el cual obtuvo el premio al mejor álbum de 2018 otorgado por la Academia del Jazz de Francia. Sus estudios filosóficos y su pasión por la escritura lo llevaron también a publicar recomendables libros sobre el género. El más conocido, editado en español por Alba, es "Monk", en el que aborda aspectos de la música y de la vida de su influencia más notable. De Wilde acredita casi una veintena de discos como líder.

Su solo piano en el Festival será el viernes 15 en el Colón, a las 17 horas, mientras que el sábado 16 se presentará en dúo con la saxofonista Géraldine Laurent como parte del concierto central por los 80 años del trompetista Enrico Rava. Será en la Usina del Arte.

Otro plato fuerte es el consagrado Harold Danko, pianista norteamericano que ha compartido escenario con los más grandes, desde Thad Jones hasta Chet Baker, pasando por Gerry Mulligan y Lee Konitz. Danko acredita decenas de discos grabados en el sello SteepleChase. El último es Play Date, de este año, en dúo con el cornetista Kirk Knuffke. Se presentará en solo el sábado 16 a las 19.30 en la Usina y el lunes 18 cerrará el festival con el cuarteto del saxofonista Rich Perry.

Más notas de

Eduardo De Simone

Vuelve a sonar el jazz en vivo en Europa

Vuelve a sonar el jazz en vivo en Europa

El disco de Monk que enfrentó la tensión racial

El disco de Monk que enfrentó la tensión racial

La suite de Brad Mehldau en cuarentena

La suite de Brad Mehldau en cuarentena

El pianista secreto que deslumbró a Jarrett

El pianista secreto que deslumbró a Jarrett

¿Cómo será el jazz después de la pandemia?

El BeBop Club, uno de los más reconocidos a nivel local

Un disco para ir más allá del mundo digital

Un disco para ir más allá del mundo digital

Editar nuevos discos, a pesar de todo

Editar nuevos discos, a pesar de todo

Gente con swing: cuando la música impulsa a leer

Gente con swing: cuando la música impulsa a leer

Cuatro fantásticos que vuelven a grabar

Cuatro fantásticos que vuelven a grabar

Un antídoto desde Italia para afrontar la pandemia

Un antídoto desde Italia para afrontar la pandemia