El sector de la maquinaria agrícola se encuentra paralizado ante el aislamiento obligatorio decretado por el Gobierno nacional y, según advirtieron desde la cámara que nucle a los empresarios de la actividad, los mayores problemas que atraviesan ante este panorama es la imposibilidad de operar cheques para cancelar sus compromisos y el no poder entregar productos tanto a clientes locales como del extranjero. Esta incertidumbre también se traslada en relación al personal que trabaja en estas fábricas y si bien manifestaron que no se están produciendo despidos, existe una gran preocupación sobre esta cuestión.

El presidente de la Cámara Argentina de Fabricantes de Maquinarias Agrícolas, Néstor Cestari, explicó a BAE Negocios que en relación a la continuidad de la cadena de pagos, "nos preocupa el clearing, hay empresas que pueden trabajar pero nosotros no recibimos cheques". El directivo reconoció que desde hace dos años estas empresas tienen el acceso al crédito cortado, más allá de excepciones puntuales en las grandes exposiciones agropecuarias. El único financiamiento al que podrían acceder estas empresas es la línea que presentó el Banco Provincia para Pymes, a una tasa del 24% para cubrir los descubiertos que se generarán a la hora de abonar sueldos.

Ante este cierre de las fábricas, el rubro más afectado es el de productos vinculados a las tareas de cosecha. A días de iniciar la recolección de soja y maíz, Cestari destacó que "se nos pasa este mes y nuestros clientes recién nos contactarán el próximo año". El escenario en estas plantas es de máquinas acumuladas, porque mientras siga el período de aislamiento, no se entregarán unidades y tampoco se cumplirán compromisos de exportación. "Se nos autorizó solamente en caso de emergencia la asistencia de reparaciones y repuestos y con una buena justificación", sostuvo.

Otro tema sensible en este escenario es la estabilidad laboral de los empleados. Si bien desde esta cámara afirmaron que no habrá despidos, el panorama es de total incertidumbre de cara a los próximos meses. "Estamos en cuarentena total, las fabricas están cerradas y la gente no trabaja en administración", describió el titular de Cafma.

Más notas de

Lobato Andres

Por la sequía, proyectan mayor cosecha de maíz que de soja

El maíz se mantiene en un volumen de 50 millones de toneladas

Buscan generar "Precios Acordados" en carne porcina

El consumo anual de carne fresca es de 17 kg/habitante

El Gobierno pone la lupa sobre los frigoríficos y refuerza los controles de precios en carne

Las plantas del mercado interno aseguraron el abastecimiento

Ante la crisis, bancos juegan a la defensiva y dan de baja créditos para pymes lácteas

El sector compra entre 30% y 35% del total de leche nacional

Los puertos recibieron un 40% menos de granos pese al avance de la cosecha

En la zona núcleo norte, la soja rindió 4.260 kg/ha

Fábricas de maquinaria agrícola, paralizadas y sin repunte hasta 2021

A días de la cosecha gruesa, empresarios dan el año por perdido

Intentan que los precios de Liniers no impacten en carnicerías

Las cotizaciones pasaron de $114 a $110

Advierten por nuevo aumento de la carne y golpea a las políticas contra la inflación

La suba de los valores en remates impacta en las carnicerías