La cosecha de soja de la presente campaña sufrió un nuevo recorte y verá caer su producción, de acuerdo al último informe de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA). La entidad bursátil advirtió que el impacto de la falta de agua sigue pegando en el cultivo y redujo el volumen final de la oleaginosa a 43 millones en toneladas. En divisas, este recorte representa una caída en los ingresos de 520 millones de dólares. Por su parte, maíz y girasol mantienen sus expectativas de producción. Un dato a tener en cuenta es que el maíz superará nuevamente a la soja en volumen de producción.

Con casi un 4% del área total cosechada, los rindes de la soja temprana en la zona centro y norte de Santa Fe se ubican no solo por debajo de las expectativas iniciales, sino también de los promedios históricos de la región. Desde el extremo norte del país, donde el cultivo se encuentra en las etapas finales del llenado de grano, tampoco llegan buenas noticias. Además del retraso en la cosecha, por la falta de piso generada por las últimas lluvias, la BCBA estimó que el cultivo  presenta un crecimiento dispar, que se reflejará en una menor producción.

Todas las miradas apuntan al centro del área agrícola, zona que concentra el grueso del cultivo de soja. “Los resultados a campo comienzan a reflejar el impacto de la sequía durante los meses de febrero y marzo”, reconocieron desde la bolsa porteña. La mejor performance se pudo apreciar en la localidad cordobesa de Marcos Juárez, con lotes puntuales que midieron en el monitor de rendimiento 5.200 kilos por hectárea.

En el otro extremo, en Sargento Cabral (Santa Fe), los rindes apenas llegaron a 1.700 kilos por hectárea. De esta manera, tanto en zona núcleo sur como norte, la producción reporta caídas de 12% y 5%, respectivamente, mientras hacia el sur se espera que la cosecha comience en los próximos días, con rindes que según la BCBA estarán por por debajo a los promedios de los últimas cinco campañas.

La foto del maíz luce mejor y si bien el cereal sufrió los embates del clima, por el momento se mantiene la proyección de 45 millones de toneladas, lejos de las 51,5 millones de toneladas de la campaña anterior. El avance de trilla llegó al 12% del área total, sobre todos en las provincias de Entre Ríos, Córdoba, Santa Fe y Buenos Aires. Hasta el momento, se cosecharon 754.110 hectáreas del cereal, que con un rendimiento promedio de 7.970 kilos por hectárea acumula un volumen en todo el país de 6 millones de toneladas.

Por su parte, el girasol se encuentra en la recta final, con un 94% del total cosechado, con un acumulado de 2,5 millones de toneladas  y un rinde promedio de 2.180 kilos por hectárea, que permiten sostener la expectativa de producción de 2,7 millones de toneladas.

Precio soja Rosario

En materia de precios, la suba que registran los principales granos en Chicago permite disminuir el impacto en los niveles de productividad. Los mercados están con tendencia alcista, tal como se pudo ver después del último informe del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés).

Tras conocerse una baja en los stocks y la superficie de siembra en Norteamérica, la soja voló hasta los 530 dólares por toneladas y tras algunos días de baja se estabilizó sobre los 520 dólares. La noticia de este ajuste en la cosecha argentina no pasará desapercibida y sumará presión alcista a un grano que, paso a paso, empieza a desandar el camino hacia las mejores cotizaciones de su historia. En Rosario, la oleaginosa cerró en 29.800 pesos la tonelada