"Yo les digo a los empleados del Banco aunque ustedes crean que tal vez duro sólo 20 días más, yo tomo decisiones pensando en 20 años hacia adelante". El presidente del Banco Nación, Javier González Fraga, venía hablando sobre el deterioro que sufrieron en las últimas décadas los ahorros depositados en los bancos y sobre cómo eso impacta en el escaso tamaño del sistema financiero local. Quiso mencionar cierta tendencia cortoplacista de la política local, con impacto en el largo, y aprovechó para hacer referencia a que Gobierno está decidido a reemplazarlo.

La noticia fue publicada por BAE Negocios la semana pasada. El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, buscaría reemplazarlo por el actual titular del BICE, Francisco Cabrera. González Fraga hizo referencia al tema tratando de parecer casual, durante su participación en el evento Perspectivas económicas 2019, organizado ayer por Bank Magazine en la Bolsa de Comercio.

"Aunque ustedes crean que yo tal vez duro sólo 20 días más", dijo González Fraga y el moderador del evento le preguntó si se refería a la posibilidad de su próxima salida. Entonces, el presidente del Banco Nación tuvo que contestar. Dijo: "Yo disfruto cada día. Voy día por día. Lo de que tal vez duro 20 días lo digo desde siempre. Uno en estos cargos un día está y el otro no. No leo los diarios. No le doy bola a eso. Como dice Mercedes Sosa, tantas veces me mataron, tantas veces me morí, sin embargo estoy aquí resucitando", recitando un párrafo de La Cigarra, de María Elena Walsh que cantaba la tucumana.

"Y voy a seguir disfrutando esta tarea. Para mí, a mi edad, es un privilegio que me permitan manejar este banco. Tuve el orgullo de haber manejado los dos grandes bancos de la Argentina. Y lo hago con una gran dedicación, disfrutando", agregó.

En el panorama semanal de viernes 30, Alejandro Bercovich reveló que Nicolás Dujovne está decidido a apartar a González Fraga antes de las Fiestas, y que quiere reemplazarlo por el exministro de Producción y actual jefe del Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), Francisco "Pancho" Cabrera, quien de ese modo volvería a un cargo de visibilidad.

"González Fraga tuvo su primer cortocircuito con la Rosada exactamente un año atrás, cuando se opuso a que la entidad le otorgara un crédito de $4.000 millones a MercadoLibre, propiedad de Marcos Galperín, uno de los empresarios favoritos de Macri. La gestión de la empresa fue revelada por BAE Negocios y el radical argumentó que podía generarle problemas con la Justicia porque la AFIP le reclamaba impuestos mal liquidados. Pero este año siguieron las desavenencias. La más ruidosa fue la paritaria de los bancarios: González Fraga le dijo a Sergio Palazzo que no podía firmar lo mismo que la Asociación de Bancos Privados (ADEBA), así que el líder de La Bancaria terminó por puentearlo y negoció directamente con Dujovne y Dante Sica.