Los tres países que más recaudan por Bienes Personales son Francia, Inglaterra y Canadá. Todos con una presión que ronda el 4% del PBI. Noruega tiene una de 1,5% y el promedio de la OCDE 1,89%. Argentina aparece muy por debajo con una presión del 0,8% del producto. Uruguay llega al 2% del PBI, Brasil al 1,6%, Costa Rica al 1% y Colombia al 0,9%. Las obligaciones fiscales 2020 generadas por la deuda pusieron sobre la mesa la necesidad de un incremento local en la presión sobre este impuesto, considerado como muy progresivo.

De hecho, un trabajo publicado en 2007 por el Ciepyc, de la Universidad de La Plata, clasificó a los impuestos por efecto distributivo y puso a Bienes Personales en los Muy progresivos. "Se define como muy progresivos a los que mayor efecto redistributivo suponen: aquellos que gravan al capital, los beneficios y el patrimonio", reseñó aquella investigación.

Ahí es donde entra la experiencia de países desarrollados de la OCDE. Un informe de Proyecto Económico destacó que la recaudación promedio de Bienes Personales en esos países es de 1,89% sobre el PBI, más del doble que en Argentina. Y es que en los países europeos y Estados Unidos la política fiscal se utiliza de forma progresiva. En Noruega, por ejemplo, los sindicatos resignan incrementos salariales a cambio de una estructura fiscal que mejora el gini tras el pago de impuestos y transferencias.

Lo explicó a BAE Negocios el sociólogo económico Daniel Schteingart: "En los nórdicos, y en particular en Noruega, los sindicatos moderan sus pretensiones salariales a cambio de estado de bienestar. Y los empresarios pagan altos impuestos. Todos ceden, en un toma y daca virtuoso. Una mejora en Bienes Personales me parece bien como concepto, más allá de cómo debe ser la letra chica. En Noruega la estructura tributaria es muy progresiva".

Consultado acerca de esa letra chica, el economista jefe de Ecolatina, Matías Rajnerman, sostuvo que existen mecanismos, como una actualización en la valuación de las propiedades, para hacer que una suba de Bienes Personales sea más efectiva. E incluso alertó que la alicuota debería subir mucho para que haga la diferencia, ya que hoy no es significativa. Pero enfatizó que las obligaciones fiscales que genera la deuda externa para el año que viene lo harían necesario.

"El año que viene hay obligaciones de deuda por 4% del PBI entre capital e intereses. Pagarlo con emisión no es deseable porque se trata del 90% de la base monetaria. Otra forma es tener superávit fiscal. Para eso hay que bajar gastos, sí, pero también subir impuestos. El problema es que la economía está en recesión y con IVA y ganancias, que gravan flujos, no va a alcanzar. Hay que gravar stocks, es decir lo que ya existe. Bienes Personales es una salida al problema y además es progresivo", sostuvo.

Más notas de

Mariano Cuparo Ortiz

Las retenciones y la postergación de intereses otorgarían ingresos fiscales por $735.000 M

El paquete de medidas permitirá liberar recursos por $735.000 M

La inflación fue de 4,3% y la desaceleración entra en conflicto con los objetivos de Guzmán

Con inflación récord, se achica el margen del Gobierno para reactivar

En octubre se mantuvo a la baja el uso de las máquinas industriales al 62,1%

La utilización de maquinaria industrial cayó a niveles de 2002

Desarrollo Social motorizará microcréditos productivos a baja tasa de interés

Junto a Cristina, Alberto anunció el plan en el Congreso

El nuevo gobierno profundizó el armado de un gabinete inclinado hacia la producción nacional

Fernández apuesta a un cambio de agenda en lo económico

El crédito cayó en noviembre y es el desafío del nuevo equipo económico

La crisis fabril y la estricta regulación monetaria fueron de la mano

Fin de ciclo: La economía que deja Macri

Fin de ciclo: La economía que deja Macri

Un equipo económico con la mira puesta en el desarrollo

El equipo de Alberto Fernández intentará impulsar lo productivo para favorecer el crecimiento de las exportaciones.

El equipo económico, ante un escenario de crisis y la necesidad de reestructurar

El equipo económico, ante un escenario de crisis y la necesidad de reestructurar

La inversión productiva sobre PBI cayó a su menor nivel histórico

Tropezón y caída