El ministro de Economía, Martín Guzmán, mantuvo su primera reunión técnica con los funcionarios del Fondo Monetario Internacional, en el marco de las reuniones anuales de ese organismo y del Banco Mundial que se desarrollarán durante la semana en Washington, en las que Argentina buscará avanzar en la renegociación de la deuda de 44.000 millones de dólares que tomó la administración anterior.

El titular del Palacio de Hacienda estuvo acompañado por secretarios y subsecretarios de su cartera y por el presidente del Banco Central, Miguel Ángel Pesce.

El encuentro se llevó a cabo en la embajada del país en esa ciudad y, por parte del FMI, estuvieron la subdirectora para el Hemisferio Occidental, Julie Kozack, y el encargado para la misión argentina, Luis Cubeddu.

Lo cierto es que el comienzo de la visita fue algo accidentado: pese a haber arribado hace sólo 24 horas, el Gobierno ya tuvo que salir a desmentir un despacho de la agencia Bloomberg que aseguraba que el Fondo había rechazado en una reunión informal la propuesta de la administración de Alberto Fernández para eliminar las sobretasas en los préstamos a los países que exceden su cuota, una de las principales iniciativas impulsadas por Guzmán.

El ex jefe de Gabinete viajó a Sorrento

En ese marco, el canciller Santiago Cafiero salió a mostrar desde Italia el apoyo de ese país a ese reclamo. El ex jefe de Gabinete "solicitó y obtuvo el acompañamiento de Italia para la negociación que Argentina está llevando adelante con el FMI para bajar los costos de financiamiento, ya que este país reconoce el pedido argentino y destaca el rol de nuestro país en el desarrollo económico social de la región", señaló un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto. 

"Cuenten con nosotros en la discusión de la deuda", le ratificó en Sorrento el canciller italiano, Luigi Di Maio, a Cafiero.

Cumbre en Washington

Por lo pronto, la cumbre de Guzmán y Pesce con Cubeddu y Kozack giró en torno a los "aspectos técnicos de las negociaciones sobre un nuevo programa que reemplace al fallido stand by firmado por la administración de Juntos por el Cambio en 2018", informó Economía.

De la reunión participaron, además, el director por el Cono Sur ante el FMI, Sergio Chodos, el vicepresidente segundo del BCRA, Jorge Carrera, y el subgerente general de Investigaciones Económicas de esa entidad, Germán Feldman.

Por su parte, el martes el ministro Guzmán tiene previsto reunirse con la directora gerenta del Fondo, Kristalina Georgieva quien se encuentra en medio de cuestionamientos por parte del stablishment financiero internacional por haber manipulado un índice de negocios sobre China cuando estaba en el Banco Mundial.

La agenda de la delegación argentina continuará con la cumbre del G20, que también se llevará adelante a partir del miércoles en territorio norteamericano. Además de la cuestión de las sobre tasas, Italia, que preside el bloque de países, adelantó que también apoyará la otra moción motorizada por Argentina respecto a nuevas líneas de crédito del FMI que superen los diez años de plazo, nutrida por los Derechos Especiales de Giro (DEG) que recibieron recientemente los países desarrollados.