Tras el fracaso de la licitación de tres bonos a un año y medio con la que el Tesoro buscaba refinanciar el vencimiento del bono Dual AF20 por $96.000 millones debido al rechazo de los fondos extranjeros, el Gobierno decidió iniciar un reperfilamiento compulsivo del capital y pagar sólo los intereses, es decir, utilizar para este instrumento la misma táctica que con los títulos en dólares mientras se desarrolla la renegociación. El episodio, que fue un segundo round tras el ensayo bonaerense, significó un cambio en la táctica oficial en el proceso de reestructuración: a las trabas de los acreedores privados, el Ejecutivo le respondió con un endurecimiento de su postura.

En ese marco, desembarcará en Buenos Aires la misión del Fondo Monetario Internacional, que se quedará una semana en el país para discutir la propuesta oficial de patear tres años el repago de los USD44.000 millones del megapréstamo stand by firmado por Mauricio Macri y analizar el plan de sustentabilidad de la deuda, cuyos lineamientos generales presentará esta tarde en el Congreso el ministro de Economía, Martín Guzmán.

El funcionario expondrá a las 17 ante Diputados y Senadores en la Cámara Baja durante alrededor de una hora. Luego, los legisladores de la oposición tendrán 40 minutos para hacerle preguntas y los del oficialismo, 30 minutos. Fuentes de Economía le adelantaron a BAE Negocios que Guzmán no dará números ni proyecciones concretas porque los detalles del programa económico no pueden precisarse hasta que no se defina el resultado de la reestructuración. Y explicaron que insistirá en la necesidad de ir hacia un programa de desendeudamiento sustentable en el tiempo y hará hincapié en el compromiso del Gobierno de avanzar en un sendero progresivo hacia el equilibrio fiscal y la política de crecimiento.

La cuestión fiscal es considerada clave a la hora de conseguir el aval del Fondo para evitar un ir a un programa de facilidades extendidas, que impondría reformas estructurales de tinte neoliberal, en lugar de continuar en el actual stand by y para declarar como insostenible al endeudamiento legado por Macri, una herramienta que quiere tener Guzmán para hacer creíble ante los bonistas la posibilidad de un default post 31 de marzo y conseguir, además de un período de gracia, una quita de intereses y de capital.

Lo cierto es que la actitud de los tenedores externos del AF20, que ostentan el 80% del total, generó preocupación en Economía, contaron en el entorno del ministro. Su cartera apuntó, sin decirlo, contra el fondo Templeton que tiene declaradas tenencias por el 24% de ese papel, aunque se descuenta tendría aún más.

Según el Palacio de Hacienda, los acreedores extranjeros manifestaron que ese instrumento es un bono en dólares y que sólo estarían dispuestos a recibir otro similar atado al dólar a un plazo muy corto, algo que el Gobierno "considera incompatible con la estrategia integral de restauración de la sostenibilidad de la deuda". Es decir, reclamaban un tratamiento dolarizado para un vencimiento en pesos, de un bono atado a la evolución cambiaria emitido en plena corrida de 2018.

La respuesta oficial al retruco fue un quiero vale cuatro, que implicó un apartamiento del tono "amigable" con el que llevaba la negociación con los bonistas hasta el momento: anunció que le dará al Dual el mismo tratamiento que a los títulos en moneda extranjera, es decir, pagará intereses por unos $6.400 millones este jueves pero postergará hasta septiembre la amortización de principal por alrededor de $90.000 millones para "contar con más tiempo para poder reestructurar este bono de una forma consistente con el resto de la deuda externa".

Esto le valió una importante pérdida a sus tenedores. Además de no cobrar a término ni tener un título "sostenible", el AF20 se desplomó 23,5% y su paridad, que hasta el lunes era del 80% se hundió al 50%, el mismo nivel de los bonos en dólares. Estos bonistas habían ganado cerca de 100% en poco más de un mes por la apreciación del bono en el marco del repunte del segmento en pesos.

Economía aclaró que a las personas físicas con tenencias inferiores a un valor nominal de USD20.000 al 20 de diciembre de 2019 no se les postergarán los vencimientos de capital. Además, aseguró que el reperfilamiento no se hará extensivo a los otros bonos en pesos que se buscarán rollear mediante nuevos instrumentos. En esa clave es que reabrirá el miércoles una licitación de Lebad por con la intención de refinanciar un vencimiento de Lecap por $9.600 millones.

Con todo, los títulos de deuda soberana se desplomaron tras la noticia.

Más notas de

Juan Strasnoy Peyre

Macri se despidió con 16 millones de personas en la pobreza

Macri se despidió con 16 millones de personas en la pobreza

Deuda: el Gobierno acelera los pasos hacia una oferta dura en línea con el recorte propuesto por el FMI

Deuda: el Gobierno apura una oferta dura en línea con el recorte propuesto por el FMI

Anunciarán 35% de pobreza en el 2019 y temen un salto por la coronacrisis

El Gobierno ya anunció una serie de paliativos para la ayuda social, que podrían ser ampliados

En plena cuarentena, el Gobierno pagará unos USD250 millones en intereses de la deuda

El Gobierno pagará unos USD250 millones en intereses de la deuda

Hubo una leve baja del desempleo en 2019, pero se disparó la precarización

Leve baja del desempleo en 2019, pero se disparó la precarización

El Tesoro licita este jueves dos letras en pesos para refinanciar vencimientos

Economía colocará una Letra a Descuento y una Lebad

La venta de naftas se desplomó entre 70% y 85%

Las estaciones, vacías

Los trabajadores informales y monotributistas recibirán $10.000 en abril

Los trabajadores informales y monotributistas recibirán $10.000 en abril

La negociación por la deuda entra en la recta final: roadshow virtual con bonistas

Deuda: comienza el roadshow virtual con bonistas

Deuda: Guzmán dio sus proyecciones económicas e invitó a los bonistas a un roadshow virtual la próxima semana

Deuda: Guzmán invitó a los bonistas a un roadshow virtual