El ministro de Economía, Martín Guzmán, prometió este viernes que el Gobierno usará "absolutamente todos sus instrumentos para que el salario real se recupere" y destacó que la inflación "ha mostrado una tendencia mensual decreciente".

Al disertar ante empresarios en San Carlos de Bariloche, en un evento que también contó con la presencia de su par de de Ciencia, Tecnología e Innovación, Roberto Salvarezz,  y la gobernadora de Río Negro, Arabela Carraras, el jefe del Palacio de Hacienda consideró que la recomposición salarial frente a la suba de precios es una "condición necesaria para que la economía pueda sostener su recuperación".

Ratificó que la inflación es la "principal prioridad de la política económica" y destacó que "se está transitando un proceso de recuperación económica, y la inversión y el empleo están creciendo".

Paritarias 2021

"El Gobierno va a usar absolutamente todos sus instrumentos para que el salario real se recupere. Primero, porque es justo, y segundo, porque es una condición necesaria para que la economía pueda sostener su recuperación", señaló.

Esta idea estuvo siempre en el Gobierno. Incluso el propio Guzmán había dicho en febrero que es necesario que "los salarios crezcan más que los precios" y que debe haber un "impacto en el bolsillo de la gente", para la revitalización del consumo. Sin embargo, las primeras paritarias se cerraron cuando las expectativas de inflación eran mucho más bajas y en muchos casos no llegan a superar el 35% de aumento.

El ministro recordó que había señalado que "marzo iba a ser el mes de mayor inflación en el año y a partir de ahí esperamos una reducción en la tasa mensual", y remarcó que "eso fue lo que ocurrió".

Guzmán había estimado una inflación del 29% para este año, que ya fue dejada de lado por el propio Gobierno, ya que los precios se proyectan a una zona de entre 40% y 45%. El nuevo objetivo oficial es no llegar al 50%.

Política fiscal

"Es necesario que el Estado tenga una política fiscal expansiva para apuntalar la recuperación económica. Hay un objetivo: que el gasto público crezca en términos reales en aquellos rubros que en lo inmediato más ayudan a la recuperación económica", señaló.

Guzmán insistió con su concepto de "tranquilizar" la economía, y destacó que es una "tarea colectiva".

Pidió, además, "construir los consensos que le hagan bien a la Argentina".

"Este es un proceso de carácter federal que se construye desde el diálogo y desde el territorio", indicó.

Admitió que el país necesita "un mercado de capitales más profundo porque eso significa que hay más posibilidades de financiamiento para la inversión privada y pública".

Más gente en la universidad

Por otra parte, consideró que "el camino que elegimos para el desarrollo va de la mano del conocimiento" y agregó que "impulsar la ciencia y la tecnología va a permitir sostener la recuperación económica en el mediano y largo plazo".

"Más gente en las universidades es más conocimiento y es más inclusión. La inversión en educación, ciencia y tecnología es un pilar para el desarrollo. Las sociedades que avanzan son las que tienen capacidad de aprender y generar conocimiento", indicó el ministro.

En ese sentido, subrayó que "el Estado juega un rol fundamental para el funcionamiento de la economía y el desarrollo económico", y sostuvo que "puede resolver problemas que el mercado por sí solo no va a resolver".

Dónde están los límites tecnológicos

Por su parte, Salvarezza anunció que se está trabajando sobre una Ley de Financiamiento del Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación que implica el incremento progresivo y sostenido del presupuesto nacional destinado al sector, hasta alcanzar en el año 2032 el 1% del PBI.

“Esto se complementa también con la Ley de Economía del Conocimiento para fortalecer la inversión del sector privado”, destacó el ministro. “Necesitamos conocer de los empresarios dónde están los límites tecnológicos, los desafíos para que las universidades y los organismos de ciencia y tecnología estén trabajando ahí para transformar y aumentar la capacidad productiva”.

Carraras, en tanto, reconoció “la gran capacidad de escucha y acompañamiento que ha tenido Nación”. Y destacó “el rol fundamental del empresario y del sector productivo de Río Negro. En estos tiempos de crisis, que nos han obligado a reformular nuestro modo de trabajar, nos hemos desafiado lograr una mayor sinergia entre el Estado y el sector privado, a entender la mutua dependencia y necesidad y la clara obligación de trabajar en conjunto. Fuimos diseñando protocolos, poniendo en común las preocupaciones, como la cuestión turística y otros sectores, que afectó la actividad económica no sólo en la zona andina, sino en toda la provincia”.