La Cámara de Comercio de los Estados Unidos en Argentina (AmCham) criticó hoy la continuidad de los Precios Máximos por más de un año, y reclamó permitir "aumentos escalonados para los próximos meses".

El reclamo de la entidad llegó en un contexto de inflación cercano al 4% mensual y de quejas de diferentes sectores empresarios sobre el deterioro de la rentabilidad que representa la fijación de precios como si fueran "bajo el régimen de tarifa pública".

En un comunicado, AmCham se preguntó "por qué el Gobierno se excede en sus funciones cuando establece mediante una comunicación lisa y llana, el precio de los bienes de consumo" comercializados bajo la modalidad de precios máximos o administrados.

Asimismo, cuestionó que de manera unilateral la Secretaría de Comercio Interior fije los aumentos y planteó si "es sustentable mantener un programa durante 12 meses con aumentos de precios aprobados del orden del 14%, cuando el incremento en costos en ese período fue entre el 32% y el 48%".

Controles de precios

Tras aclarar que en la cámara que agrupa a las empresas de capital estadounidense que operan en la Argentina son "siempre respetuosos de las políticas o prácticas económicas implementadas por las administraciones en nuestro país", manifestaron sus críticas a la extensión por un año de los precios máximos, en un comunicado inusual por los términos utilizados.

"¿Puede una empresa seguir operando cuando al desfasaje del 2020 se sumará, con seguridad, otra diferencia aún mayor en el 2021, sin verse en la necesidad de restructurar su portafolio de productos, reducir la empleabilidad o afectando el normal abastecimiento? ¿Son efectivos los controles de precios por largo plazo, cuando las causas de la inflación pasan mayormente por las políticas monetarias y fiscales de un país?", son otras de las preguntas formuladas por AmCham.

La cámara advirtió que las políticas de precios implementadas "tienen un impacto directo y negativo sobre el nivel de crecimiento, la inversión en el lanzamiento de productos innovadores o la reconstrucción del empleo de calidad perdido".
AmCham también criticó que la política aplicada, a pesar de su duración de más de un año, fue calificada como "coyuntural" por "numerosos funcionarios en varios espacios y mesas de diálogo.