Uno de los directores del Grupo Techint, Miguel Ángel Toma, justificó el despido de 1450 trabajadores en medio de la crisis por el coronavirus al sostener que están "amparados por el convenio colectivo" y desafió al presidente Alberto Fernández a que realice una nueva normativa si quiere frenar desvinculaciones.

"Si el Presidente quiere que no se eche a nadie que haga una ley, no entremos en valoraciones morales", sostuvo Toma al referirse a las duras declaraciones del jefe de Estado quien consideró que son "miserables" quienes deciden despedir personal luego de que se conociera que Techint había anticipado esa medida.

El directivo justificó el cese de los empleados en que "la empresa suspendió obras privadas y siguiendo el convenio colectivo dio de baja a los trabajadores. Cuando se reanude la obra se los volverá a contratar. Esto no merece polémica: suspendimos trabajadores amparados en el convenio colectivo".

"Me repugna el mecanismo para imputarle a un sector de la sociedad una responsabilidad que no tiene", dijo Toma en declaraciones a Crónica Anunciada que se emite por la radio Futorock. 


"Pedimos que el Estado garantice la entrega de créditos a tasas accesibles a las empresas que no puedan hacer frente al pago de salarios", afirmó Toma, y advirtió: "No tenemos que pensar en los 1450 trabajadores suspendidos, sino en los millones de puestos de trabajo a preservar".

"No esta garantizado el pago de salarios para millones de trabajadores", señaló el directivo, y aclaró: "En la medida que se pueda Techint va a tratar de buscar los mecanismos para revertir la medida de las suspensiones. Estoy tan compungido como cualquiera por esta situación, pero actuamos dentro de la ley". 

Las declaraciones de Toma se producen en el marco de las prevenciones que hay respecto del comienzo de una cadena de pérdida de puestos de trabajo. Por eso, los  sectores sindicales vienen reclamando que se activen medidas en contra de los despidos ante la caída de la actividad económica.