El trabajo remoto es una modalidad que se utilizó mucho en Asia para evitar contagios mayores de Coronavirus y no afectar la economía de muchas empresas. Ahora, como parte de la cuarentena obligatoria impuesta por el gobierno en Argentina para quienes llegan de los países de alta circulación viral, es una alternativa cada vez más habitual.

Datos de Telework señalan que, si bien más del 50% de la empresas latinoamericanas han implementado el home office, sólo el 15 por ciento de empleadores en la región tienen un modelo de trabajo completamente remoto.

Ante esto, Alegra.com, empresa tecnológica de soluciones contables y administrativas para pymes que trabaja 100% remoto desde más de 50 ciudades a lo largo de 3 continentes, brinda algunas recomendaciones para optar por el teletrabajo de manera eficiente. Así los resultados, la productividad y la salud de sus colaboradores no se verá afectada.

1. Establecer indicadores clave para los colaboradores: trabajar bajo metas individuales y grupales que sean medibles y visibles para todos los miembros del equipo. Recomendación: OKRs (Objectives and Key Results) es una metodología creada por el exCEO de Intel y utilizada por tecnológicas como Google y Alegra.com.

2. Tecnología a tu favor y trabajo en la nube: No sólo para tener canales de comunicación abiertos constantes, sino también optimizar esfuerzos con herramientas de productividad albergadas en la nube. Estas herramientas que se integran con calendario, correo electrónico y otras. Recomiendan herramientas como Asana, Slack, Google Docs, Monday, Jira y Office 365, entre otras.

3. Espacio de trabajo adecuado: incentivar a sus colaboradores a diseñar y crear un espacio de trabajo adecuado en sus hogares, pues tener un espacio ergonómico, limpio, ordenado y cómodo permitirá que se sienta como en la oficina mientras la epidemia se controla.

4. Tomar pausas activas: descansar durante el día sirve para recuperar energía y mejorar nuestro desempeño, pues laborar desde casa puede hacer que se pierda la línea entre hogar y trabajo esto servirá para prevenir enfermedades causadas por trabajos que no implican mucho movimiento.

5. Sobrecomunicación: uno de los más grandes retos del trabajo remoto es conectarse con los compañeros de trabajo. Por ello, es fundamental estar constantemente comunicando al resto del equipo en qué se está trabajando y coordinarse. Es muy recomendable sustituir llamadas por videollamadas. Como sistemas, recomiendan: Zoom, Slack, Skype, Hangouts Meet y GoToMeeting.