Tras un fin de semana de mucho ruido en el mercado y análisis en el gabinete económico, el Gobierno enfrentará una nueva prueba esta semana en el crítico frente cambiario. Las últimas tandas de medidas aún no surtieron el efecto buscado: la sangría de reservas continuó con la pérdida de otros USD220 millones en las últimas cinco ruedas y la brecha superó el 100%. El dato que generó algunas expectativas positivas entre los funcionarios y que motivó pedidos de “paciencia” para ver resultados concretos fue el repunte de las declaraciones de exportaciones de soja y sus derivados en los primeros cuatro días de vigencia de la rebaja temporal de retenciones. Su importancia dependerá de que se consolide el ritmo de crecimiento.

Según estadísticas del Ministerio de Agricultura y de las cámaras aceitera y cerealera (Ciara-CEC), entre el 6 y el 9 de octubre se declararon ventas al exterior por 1,27 millón de toneladas de esos productos, cerca del 70% de lo declarado en todo septiembre. Casi la totalidad fue explicada por aceite y harina de soja, bienes con un mayor valor agregado que tuvieron una baja adicional de los derechos de exportación. En divisas, esto equivale a unos USD640 millones.

La expectativa oficial es que esos dólares comiencen a liquidarse en los próximos días y ayuden a incrementar la oferta en el mercado mayorista para descomprimir la presión alcista y evitar que el Banco Central venda reservas para evitar un salto cambiario. Los exportadores de estos productos tienen hasta 15 días para ingresar sus divisas una vez concretada la venta. Tarde o temprano ese repunte impactará. Pero la clave pasará porque el incremento de los envíos se sostenga.

Con ese objetivo, el ministro de Economía, Martín Guzmán, recibirá este miércoles al Consejo Agroindustrial Argentino (CAA), que pedirá a cambio un recorte de retenciones que se extienda en el tiempo. Los productores todavía atesoran unas 17 millones de toneladas en sus silobolsas y especulan con una devaluación fuerte, justamente lo que el Gobierno procura evitar ya que implicaría una nueva escalada inflacionaria con duros costos sociales y para la economía real.

Además de la materialización de una mejora en la oferta de divisas, el BCRA apunta a que se cristalice una menor demanda. No sólo por el supercepo al dólar ahorro, cuyas compras se desplomaron casi 80% respecto del inicio de septiembre, sino también por dos medidas que buscan desalentar el adelanto de importaciones financiado a tasas subsidiadas en pesos por parte de quienes especulan con una mayor devaluación a la luz de la creciente brecha cambiaria.

Luego de abandonar el esquema de depreciaciones diarias uniformes para darle mayor imprevisibilidad a los movimientos nominales del dólar oficial, el jueves pasado el Central prohibió el acceso a la línea de préstamos al 24% a los importadores de bienes finales. “Ahora no sólo es más caro apalancarse en pesos, sino que tampoco existe la certeza sobre cómo se va a mover el oficial”, explicó un reporte del ICB.

Mientras las tensiones cambiarias continúan y siguen bajo análisis posibles nuevas medidas, en el Ejecutivo plantean que el impacto de las últimas decisiones no será inmediato ya que los desajustes responden a problemas estructurales. Así lo aseguró el fin de semana en Clarín la vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca Bocco, que pidió “paciencia” para ver resultados. El Gobierno espera que un acuerdo con el FMI, que muestre un sendero hacia el equilibrio fiscal y la reducción de la emisión monetaria, calme al mercado.

Justamente la misión del Fondo, que culminó el domingo y volverá al país a mediados de noviembre para discutir la letra del nuevo programa, advirtió que el país enfrenta “importantes presiones en el mercado cambiario”. Al respecto, afirmó que se necesitan políticas que respalden “el restablecimiento de la confianza”, es decir, medidas promercado. Aunque se cuidó de puntualizar que comparte el “compromiso de las autoridades con políticas que aseguren una consolidación fiscal favorable al crecimiento”, en otras palabras, que los recortes sean graduales.

Mientras tanto, el Central busca contener la suba de las cotizaciones paralelas. Sin novedades regulatorias aún, les planteó a los bancos la intención de masificar el acceso al dólar MEP que se comercializa en la Bolsa y cerró la semana arriba de $143. La apuesta es a que tenedores minoristas con dólares en sus cuentas puedan venderlos a ese valor a través del home banking sin la necesidad de acudir a sociedades bursátiles. Pero sólo unas pocas entidades ofrecen hoy esa posibilidad y muchas señalan que la adaptación operativa no será sencilla.

Con todo, las expectativas de devaluación del mercado presionan. Como muestra, el ICB destacó la fuerte demanda que tuvo en el mercado secundario el bono dollar linked emitido la semana pasada: “El volumen operado superó al de casi la totalidad del resto de las especies y su precio subió sostenidamente hasta otorgar rendimientos negativos del orden del 3%. Esto marca la pauta de que el mercado sigue mirando con recelo la estrategia del Gobierno con el dólar oficial y está dispuesto a resignar algunos puntos de la depreciación oficial con tal de atarse a dicha evolución”.

Más notas de

Juan Strasnoy Peyre

Finanzas se acerca a su meta de fin de año y viaja a Estados Unidos a reunirse con el FMI

Diego Bastourre encabeza la delegación de Finanzas que viaja a Washington

Con foco en la reducción de brechas, el Gobierno lanzó la nueva Estrategia Nacional de Inclusión Financiera

Mariano Sardi, Diego Bastourre y Mercedes D

Economía sale a colocar al menos $95.000 M para refinanciar pagos y empezar a cerrar el plan 2020

Economía sale a colocar $95.000 M de deuda en pesos

Deuda en pesos y subasta de bonos en dólares: ¿cómo es la estrategia financiera oficial de acá a fin de año?

La estrategia financiera oficial de acá a fin de año

Tras flexibilizar los dólares financieros, el Gobierno enfrenta un nuevo test para bajar la brecha

Nuevo test del Gobierno para bajar la brecha

Economía cierra noviembre con financiamiento neto positivo y despejó el 44% de los vencimientos de diciembre

Economía despejó el 44% de los vencimientos de diciembre

Guzmán ve un proceso de estabilización extenso y realiza un canje para empezar a cerrar el plan financiero 2020

Martín Guzmán, en el cierre de las Jornadas Monetarias y Bancarias 2020 del BCRA

Por la brecha, se desplomó 65% el superávit comercial y complica el frente cambiario

Por la brecha, se desplomó 65% el superávit comercial y complica el frente cambiario

Sangría de reservas: afloja el ritmo pero no se detiene

Telam, Buenos Aires, 15 de septiembre de 2020: El presidente del Banco Central, Miguel Pesce, anunció esta tarde que la compra de dólar ahorro tendrá a partir de mañana un recargo del 35% en concepto de retención del impuesto a las Ganancias y que las operaciones con tarjetas de crédito que se realicen en el exterior también serán computadas dentro del cupo de los 200 dólares mensuales.Foto: Raúl Ferrari/cf/Telam

Subasta de deuda en pesos: Guzmán juntó más de lo que buscaba y acumula financiamiento neto por $40.000 M en noviembre

Guzmán acumula financiamiento neto por $40.000 M en noviembre