Hay mañanas buenas y mañanas malas. Habrá mejores y habrá peores. Pero ninguna será como la del 17 de abril para Tommy y James. Estos hermanos, que viven en la localidad neoyorquina de Westchester, salieron de su cama y tomaron su celular. Entre mensajes y notificaciones, encontraron una alerta que cambiaría sus vidas. Eran millonarios. Y todo gracias a una parodia de una parodia.

Los hermanos, que pidieron no publicar sus apellidos, habían invertido en Shiba Inu, que es un derivado de la Doge Coin, una criptomoneda que surgió como un meme pero que llegó a valer miles de dólares. "Lo pensé como un boleto de lotería que no caducaría", declaró Tommy, de 38 años. 

¿Fue suerte o habilidad? Un poco de ambas, dirían los hermanos, que confiaron en un amigo que les dijo que Shiba Inu podía ser una gran fuente de ingresos. La experiencia lo demostraba: las criptomonedas, históricamente despreciadas por Wall Street y los inversores, crecieron exponencialmente en el último tiempo, lideradas por Bitcoin o Ethereum. Y de ese aumento surgieron memes que se convirtieron en criptomonedas, como Dogecoin o Shiba Inu.

"Pensé en bitcoin, que alguna vez fue una fracción de un centavo y ahora son decenas de miles de dólares, y esto le pasa a la gente, es posible", dijo Tommy a CNN. "Confié en mi amigo y pensé que si bajaba a cero, estaba bien. Lo pensé como un boleto de lotería que no caducaría", agregó.

Tommy y James vieron la inversión como un "boleto de lotería que no caducaría"

La cotización de Shiba Inu, una inversión que salió (muy) bien

El monto desembolsado inicialmente fue bajo. En febrero, los hermanos invirtieron 200 dólares cada uno. Confiados en que podía salir bien, le contaron la idea a su mamá, papá, hermana y a algunos otros miembros de la familia. Solo su madre y su hermana, aunque escépticas, se sumaron a la inversión, con 100 dólares cada una. 

"Después de unas semanas, cuando subió alrededor de un 300%, pusieron otros 100 dólares en cada una, y luego siguió subiendo". En total, el grupo invirtió casi 8.000 dólares. Y tampoco es que el dinero les sobraba: Tommy y James se dedicaban a filmar casamientos, algo que quedó "en el olvido" por la pandemia del coronavirus (Covid-19). Pasaron de filmar entre treinta y cuarenta bodas a filmar solo ocho. "Los cheques de estímulo del gobierno no fueron suficientes para sostenernos. Soy una persona positiva, pero fue realmente difícil, y la incertidumbre fue un poco aterrador", recordó Tommy.

Shiba Inu creció exponencialmente

Sin embargo, no hay mal que por bien no venga. Tan rápido como se quedaron casi sin trabajo fue como creció su fortuna gracias a las criptomonedas. Para el 16 de abril, su dinero ya estaba en 100.000 dólares. A la mañana siguiente se duplicó. 

"Pensamos, ‘Dios mío", dijo Tommy. "Luego subió a 700.000 dólares y le dije a mi hermano que iba a llegar al millón", contó. Y así fue. "Mi madre y mi hermana no pensaron que fuera real", aseguró uno de los hermanos. Ahora, su fortuna se calcula en unos 9 millones de dólares, después de apostar un monto inicial de 7.900 dólares. Es decir, aumentó más de 1000%.

Un tuit de Elon Musk puede desplomar hasta a Bitcoin o Ethereum

Las historias de éxitos gracias a la inversión en criptomonedas son cada vez más. Por ejemplo, como contó BAE Negocios, un ejecutivo del prestigioso banco Goldman Sachs ganó tantos millones con DogeCoin que renunció a su puesto. El valor del Bitcoin subió casi un 70% desde enero, y DogeCoin, que comenzó como una broma y que todavía vale menos de un dólar, subió más del 11.000%, según Coindesk. Sin embargo, no todo es tan simple como parece. 

Es que las criptomonedas también son inversiones no reguladas extremadamente riesgosas: los precios varían enormemente y conllevan otros únicos, como la posibilidad de que un servidor sea hackeado, un archivo eliminado o que se pierda una contraseña que podría dejar a los inversores sin acceso a sus fondos para siempre.

Además, su valor se basa enormemente en la especulación. Por ejemplo, Bitcoin, la criptomoneda más utilizada en la actualidad, se desplomó en un 12% esta semana, después de que Elon Musk revirtiera los planes de Tesla de aceptar Bitcoin como pago, citando preocupaciones ambientales.

Dogecoin también sucumbió a los dichos del magnate estadounidense. Antes promocionada regularmente en Twitter, la criptomoneda se desplomó casi un 20% después de la aparición del fundador de Tesla en el programa Saturday Night Live, donde la calificó como "una estafa".

El futuro de su inversión y el valor de invertir

¿Qué van a hacer ahora? Tommy y James todavía no saben. Todavía tienen que retirar completamente su inversión y están esperando algo llamado ShibaSwap, una plataforma de intercambio descentralizada.

"Esto ha sucedido tan rápido que es difícil siquiera comprender las cosas que se pueden hacer con este dinero", sostuvo uno de ellos. "La casa de mis padres necesita un techo nuevo, así que yo me encargaré de eso", adelantó Tommy.

La historia de su éxito, bien lo saben, no será ignorada. Están muy seguros de que otros intentarán lo mismo, y apostarán tanto a Shiba Inu como a otras criptomonedas en busca de ganar millones sin moverse del sillón. 

"No pongas dinero que no estés dispuesto a perder", alertó James. "Los tokens de meme son de muy alto riesgo y realmente no sabes qué va a pasar con ellos. Sabemos que esto no es lo que sucede normalmente, aunque shiba ha cambiado nuestras vidas. Cuando ves que fluctúa tanto, te mantiene despierto por la noche", concluyó.

Apostar por bitcoins o Ethereum podría ser mejor que el dólar

"Como entusiasta e inversionista en criptomonedas, ver el anuncio sobre la donación de mil millones de SHIB a India por parte del creador de Ethereum, Vitalik Buterin, fue muy emocionante", dijo la estrella de Backstreet Boys, Nick Carter, a CNN Business en un comunicado.

"Creo que hay un futuro increíble para Crypto, especialmente sabiendo cómo se puede usar para el bien y, lo que es más importante, para salvar vidas", agregó el músico, que frecuentemente  tuitea el hashtag #Shiba y #ShibArmy.

La estrella de la NFL Antonio Brown tuiteó el miércoles a sus más de 1 millón de seguidores que él también ha invertido en esta criptomoneda. "El negocio de shiba está en auge y las criptomonedas son el camino a seguir", declaró Brown . "Es una nueva forma de invertir", sentenció.

Hay miles de criptomonedas, y Bitcoin y Ethereum representan casi dos tercios del mercado criptográfico global de 2,3 billones de dólares. Y aunque pueden ser bastante rentables, como aprendieron James y Tommy, también son extremadamente volátiles.

Shiba Inu token

Shiba Inu se creó hace menos de un año —un derivado obvio de dogecoin, que presenta a un perro Shiba Inu como mascota. Pudo haber sido una broma de una broma, pero no mucha gente se ríe ahora.

El valor de la moneda Shiba, que se conoce con el símbolo de cotización SHIB, ha subido más del 11.000% en los últimos 30 días, según el sitio CoinGecko.