El Gobierno anunció esta tarde una nueva conversión de letras y bonos en dólares o atados a su evolución por títulos en pesos que ajustan por inflación a tres y cuatro años. La operación se realizará este viernes e incluirá 12 series de Letras del Tesoro (Letes) en dólares, dos de Lelink, el remanente del bono Dual AF20 y el bono vinculado al dólar con vencimiento en 2021. Será la última pesificación previa al canje de deuda en moneda extranjera bajo legislación local, que incluirá una opción similar aunque los instrumentos ofrecidos tendrán plazos algo mayores y tasas un poco más elevadas.

El Ministerio de Economía informó que la conversión se realizará en el marco de los decretos 141 y 193 que permiten tomar los instrumentos a su valor técnico, algo que mejora el ofrecimiento para los tenedores y ya dio buenos resultados en los canjes previos tanto de instrumentos en pesos como de Letes y AF20.

La licitación se realizará por adhesión y, a cambio, se ofrecerá dos títulos atados a la inflación: el 30% del monto suscripto se cambiará por el Bono del Tesoro en pesos ajustado por CER más 1,4% con vencimiento el 25 de marzo de 2023 (Boncer 2023) a un precio de colocación de $1.090,75 por cada $1.000 de valor nominal y el 70% restante al Bono del Tesoro en pesos ajustado por CER más 1,5% que expira el 25 de marzo de 2024 (BONCER 2024) a un precio de $1.091,10.

En conjunto, los títulos a canjear tienen un stock remanente de unos USD7.000 millones, de los cuales se estima que el 40% está en manos privadas. La amplia mayoría, más del 90%, corresponde a las Letes. Se trata de instrumentos que habían sido reperfilados primero por el Gobierno de Mauricio Macri y luego por el de Alberto Fernández en dos oportunidades.

"Es un gran barrido que tiene como novedad dos Lelink. En esos dos títulos pensamos vamos a tener muchisima oferta. Sobre el resto todo lo que se pueda pesificar es bienvenido", explicó una alta fuente del Palacio de Hacienda a este diario.

En dos operaciones realizadas en mayo, Economía logró pesificar el 26,6% del stock de Letes en dólares y el 94,5% del de AF20 respecto del volumen existente en diciembre de 2019.

En el Gobierno consideran que el proceso de normalización de la curva de deuda en pesos, por el cual se logró refinanciar la totalidad de los vencimientos del segundo trimestre, juega un papel clave en esta estrategia. Gracias a ello, el Boncer 2023 y el Boncer 2024, ofrecidos en este canje, cotizan a una paridad del 83,8% y el 77,6% respectivamente.

"Impulsar la demanda de instrumentos en pesos constituye un pilar necesario en el proceso de restauración de la sostenibilidad de la deuda pública y de la estabilidad macroeconómica, permitiendo aliviar las necesidades relativas de financiamiento en moneda extranjera y amortiguar el efecto negativo de la carga de intereses sobre la balanza de pagos", señaló un informe publicado este lunes por la Secretaría de Finanzas.

Detalles del proyecto de canje local

Esta pesificación se lanza en la antesala de la presentación del proyecto de ley de reestructuración de deuda nominada en moneda extranjera y bajo legislación local que el Ejecutivo enviará al Congreso a mediados de esta semana. Este segmento recibirá un trato equitativo al propuesto para los tenedores de bonos bajo ley extranjera aunque también incluirá la opción de convertir las tenencias a pesos más CER, como anticipó en exclusiva BAE Negocios.

La misma fuente oficial le confirmó a este medio que la diferencia entre la conversión de este viernes y la pesificación opcional que incluirá el proyecto de ley radicará en los plazos y los intereses. En concreto, los Boncer que se ofrecerán en el marco de la reestructuración de toda la deuda bajo ley local serán "un poquito más largos" y tendrán "un poquito más de tasa".

Es que dentro de los USD46.000 millones de títulos con jurisdicción argentina -de los cuales la tercera parte está en manos privadas- hay títulos con mayor extensión a las letras y bonos que se canjearán esta semana.

Con esta opción, el ministro Martín Guzmán buscará desdolarizar una porción de los pasivos públicos luego de que el endeudamiento impulsado por la gestión de Cambiemos dejara el 80% del stock total en moneda extranjera. Para ello, espera contar con tenedores institucionales privados, además de los organismos públicos -en particular la Anses-, que poseen la mayor parte de la deuda ley local.

Con todo, la opción para quedarse dólares tendrá condiciones equitativas respecto de las ofrecidas a los tenedores de deuda externa en la propuesta formalizada la semana pasada en la Comisión de Valores de Estados Unidos. Es decir, un año de gracia, cupón promedio del 3,07%, quita de capital promedio del 1,9% y capitalización de los intereses devengados.

La liquidación de la reestructuración se realizará el 4 de septiembre, el mismo día pautado para el canje de deuda con ley extranjera.

Mientras tanto, en plena puja con los fondos más duros liderados por BlackRock, el Gobierno continúa en busca de adhesiones para su oferta de reestructuración para los USD66.200 millones de bonos emitidos bajo jurisdicción Nueva York y Londres. La invitación cierra el 4 de agosto, aunque podría extenderse para fines del próximo mes si para ese momento aún no se alcanzó la participación mínima del 50% de los tenedores de títulos colocados por Macri y los del canje 2005, y/o si no se llegó al piso de aceptación requerido para activar las cláusulas de acción colectivas (66% y 85% respectivamente).

Más notas de

Juan Strasnoy Peyre

Subasta clave para el dólar: Economía hizo una megacolocación de deuda y le devolverá otros $100.000 millones al Central

Economía hizo una megacolocación y reduce asistencia del Central

La intervención oficial pisa el CCL y Economía busca dar una fuerte señal monetaria para contener la brecha

Intervención y prudencia monetaria, la estrategia para la brecha

Más señales al mercado: el Gobierno lanza una megalicitación y apaga la maquinita en octubre

El Gobierno lanza una megalicitación y apaga la maquinita

Bonistas del canje cuestionaron al Gobierno y presionan para un acuerdo con el FMI que acelere el ajuste

Dennis Hranitzky, asesor del grupo de bonistas Exchange y exabogado de Paul Singer

Sin impacto de las medidas, hubo una fuerte intervención oficial con venta de bonos para contener la brecha

Fuerte intervención oficial para contener la brecha

El Gobierno busca reducir el financiamiento monetario del déficit al 40% en 2021

Buscan bajar el financiamiento monetario del déficit a 40% en 2021

Dólar: Guzmán impone su estrategia para bajar la brecha y mantiene los controles en el oficial

Dólar: Guzmán impone su "solución de mercado"

Guzmán impone su criterio y busca bajar la brecha con señales al mercado

Guzmán impone su criterio y busca bajar la brecha

Guzmán: "Vamos a facilitar las operatorias en Contado con Liquidación"

Guzmán: "Vamos a facilitar las operatorias en Contado con Liquidación"

En plena tensión cambiaria, el Central sube un punto la tasa de plazos fijos al 34%

Tensión cambiaria: ¿qué medidas tomó el Central?