El Banco Central (BCRA) decidió extender la vigencia de las medidas dispuestas para el funcionamiento del sistema financiero en el marco de la pandemia de coronavirus, que abarcan desde la gestión de cheques hasta la operación con cajeros automáticos y la cancelación de saldos impagos de créditos.

Se trata de iniciativas destinadas a "garantizar un funcionamiento eficaz del sistema financiero y brindarles facilidades operativas a las pymes y a las personas", que incluyen desde la eliminación del pago de comisiones o intereses punitorios hasta la suspensión del cierre de cuentas por librar documentos sin fondos.

Cheques

En cuanto a los cheques, el Poder Ejecutivo prolongó las siguientes medidas, a través del Decreto 544/2020, hasta el 31 de diciembre de 2020:

  • Suspendió el cierre de cuentas bancarias y la inhabilitación a quienes libren un cheque sin fondos o sin autorización para girar en descubierto o por defectos formales.
  • Amplió a 60 días el plazo para presentar cheques comunes o de pago diferido rechazados.
  • Admitió una segunda presentación para los cheques rechazados por causal “Sin fondos suficientes disponibles en cuenta” (no aplicable para cheques electrónicos o Echeq).
  • Prohibió a entidades financieras el cobro de comisiones relacionados con el rechazo de cheques.

Cajeros automáticos

Sobre las operaciones en cajeros automáticos, la autoridad monetaria prolongó las siguientes medidas:

  • Prorrogó la prohibición de cobro cargos o comisiones por las operaciones (depósitos, extracciones, consultas, etc.) efectuadas por esta vía. Hasta el 30 de septiembre próximo.
  • Extendió la vigencia del límite para realizar retiros por cajeros por día y en una única extracción, por un tope de al menos $15.000 sin importar la entidad financiera y/o la red de cajeros automáticos a la cual pertenezca. También hasta el 30 de septiembre.

Originalmente, estas medidas vencían el 30 de junio próximo.

Créditos

Sobre los créditos, el Banco Central prolongó las siguientes medidas:

  • Prolongó el periodo en el que las entidades no pueden cargar intereses punitorios sobre los montos no pagados de créditos concedidos, incluyendo los que se actualizan por UVA. Para cuotas que venzan entre el 1 de abril y el 30 de septiembre de 2020.
  • Además, las cuotas impagas deberán incorporarse en los meses siguientes al final de vida del crédito, considerando el devengamiento de la tasa de interés compensatorio.