El dólar hoy volvió a destacarse como inversión en enero, en el ámbito del mercado bursátil, con alzas de hasta 15% en el segmento financiero donde la variedad CCL superó los $85 y el MEP quedó a un pasito de los $84, de cara a un mes en que los vencimientos en pesos pondrán a prueba al Gobierno. La cotización del dólar blue hoy cerró en torno de $78, sin sobresaltos en el primer mes del año. El dólar Banco Nación quedó en $63.

"Es importante mencionar que la devaluación de nuestro peso contra el dólar mayorista en enero fue de 0,77%, mientras el real sumó un 5,63% y el peso chileno 7,78%, lo que no nos favorece para nuestras exportaciones, especialmente con estos países
vecinos", advirtió Fernando Izzo, de ABC Mercado de Cambios.

"La justificación de la corrección del tipo de cambio y el nivel alcanzado en el primer mes del año debe buscarse en el diseño de la regulación oficial, que determinó un mecanismo de actualización diaria durante todo el mes, abandonando el anterior anclaje que funcionó hasta fines de diciembre pasado", completó Gustavo Quintana, de PR Corredores de Cambio.

Pero el dólar financiero, llamado también dólar libre, volvió a ser la mejor inversión en enero, con un rendimiento cinco veces superior a los depósitos de plazos fijos que pagaron menos de 3% de interes mensual y se ubicaron en el terreno de tasas reales negativas.

Los intereses de los plazos fijos on line en pesos a 30 días cayeron a un máximo de 35% para las entidades con mayor volumen de este tipo de depósitos, por debajo de la inflación esperada de 40% para los próximos 12 meses. Hay entidades que abonan menos de 30%, de acuerdo con el relevamiento del Banco Central.

Los bancos comerciales recortaron la tasa de plazos fijos en el arranque de 2020 en línea con lo que hizo el Banco Central con el rendimiento de las Leliq. Este jueves, la entidad que conduce Miguel Ángel Pesce "podó" en otros dos puntos porcentuales la Tasa de Política Monetaria, una jugada que analistas consideraron arriesgada en un contexto de alta inflación. El Banco Central tiene en la mira la difiultad de los ahorristas y por eso lanzó semanas atras plazos fijos UVA precancelables para que el capital en pesos no pierda contra los precios.

Fuente: BCRA

La autoridad monetaria dijo que tomó esa decisión para ayudar a sacar la economía de la profunda recesión que dejó el gobierno de Mauricio Macri, en cuyo mandato de cuatro años, tres fueron con la economía destruyéndose. Pero también significará un golpe para las inversiones en pesos, entre estas los plazos fijos, si la inflación no cede.

Los ahorristas que invirtieron en este tipo de opción vieron también cómo su capital en dólares continuó achicándose, en un contexto de fuerte presión que llevó la brecha cambiaria a superar el 40%. 

A pesar de que el dólar oficial está "planchado", el cepo que permite sólo comprar 200 dólares por mes a personas físicas y el impuesto del 30% al atesoramiento dificultan las operaciones de cobertura y horadan el poder adquisitivo de los ahorros. El dólar solidario se ubicó en la zona de los 82 pesos, sin cambios significativos en enero.

"En un contexto inflacionario como el que actualmente tiene nuestro país, un virtual congelamiento del tipo de cambio implica una caída del poder adquisitivo en el precio de la divisa", advirtió el último informe del Ieral, instituto de investigaciones económicas de la Fundación Mediterránea.

Este "reverdecer" de la divisa estadounidense podría recibir un estímulo extra en febrero, cuando el Tesoro enfrentará importantes vencimientos en pesos que significarán un test de fuego para la administración de Alberto Fernández y para el Banco Central.

"La suerte de las licitaciones (de instrumentos en pesos) viene mostrando que la estrategia del Gobierno en esta materia está rindiendo sus frutos. De todos modos, la primera prueba de fuego será en dos semanas, con el vencimiento del AF20", escribió Consultatio en su informe semanal.

Fuente: Consultatio.

Precisamente, el 13 de febrero vencen unos 100.000 millones de pesos del bono dual emitido en junio de 2018 por el entonces ministro de Finanzas, Luis "Toto" Caputo. El Gobierno procurará acotar ese vencimiento con la oferta de un canje voluntario.

El ministerio de Economía anunció esta tarde que ofrecerá cuatro instrumentos para canjear el AF20:

Otros ruidos alteran el mercado de cambio paralelo, y están referidos a la propagación del coronavirus en el mundo y a la negociación de la deuda con acreedores privados tanto en el plano de la provincia de Buenos Aires como en el de Nación.

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, amplió hoy hasta el lunes el plazo para que los acreedores del bono BP21 acepten la propuesta de postergación hasta mayo del pago de ese titulo que venció el 26 de febrero y cuya "fecha de default" operará el miércoles próximo.

Por el lado de la deuda nacional, el Gobierno difundió un estricto cronograma de pasos para la renegociación de los compromisos, aunque se desconocen los detalles de la oferta.

"Todo indica que Martín Guzmán buscaría un 'holiday period' de entre dos y cuatro años, en el cual la tasa de capitalización no sería la de los cupones actuales, una extensión en el capital de los bonos de corto plazo y una posterior baja en el cupón de interés", mencionó hoy la consultora Delphos Investment

Delphos agregó que el desafío para el Gobierno "es lograr cierta uniformidad para que todas las series tengan el mismo interés en votar la propuesta. Recordemos que los cupones de intereses pesan mucho en los bonos largos".

En este contexto, el riesgo país para Argentina, que registra el diferencial de tasa entre los bonos soberanos y similares de Estados Unidos, subió hoy a la zona de 2.090 puntos básicos.

Fuente: Rava