El dólar Senebi, también llamado CCL Libre, operaba en la zona de los 195 pesos, de acuerdo con las transacciones realizadas con papeles como Grupo Financiero Galicia, Pampa Energía y Edenor.

Este tipo de cambio teórico se convirtió en el principal vehículo de dolarización de los inversores que operan en el mercado financiero, ante las restricciones impuestas por el nuevo cepo al dólar y los férreos controles del Banco Central a las operaciones con títulos.

Precisamente, ante las nuevas medidas del Banco Central y la Comisión Nacional de Valores (CNV) para controlar las operaciones en dólares financieros, en especial las del Contado con Liquidación (CCL), comenzaron a resurgir una serie de métodos legales para comprar divisa estadounidense y girarla al exterior. Uno de estos canales es el Segmento de Negociación Bilateral (Senebi).

La flúltima normativa cambiaria estableció dos modificaciones fundamentales: por un lado, la limitación del parking para la compra tradicional del dólar CCL de 72 a 48 horas. Dicho límite también se aplicó para adquirir dólares con bonos ley Nueva York cuando se parte desde bonos en dólares con legislación Argentina.

Mientras que la otra medida busca reducir el volumen en el segmento PPT: limitó en un 50% el tope de bonos AL30 y GD30 que pueden operar los clientes de los Agentes de Liquidación y Compensación (ALyC) por pantalla. En ambos casos, el máximo quedó en 50.000 nominales por semana. 

Estas decisiones apuntan a incrementar el control sobre la operatoria del “contado con liqui”, fortalecer los controles cambiarios tras la detección de algunas vías de elusión por parte de empresas, corregir algunos grises regulatorios, pero principalmente intenta reducir el volumen de transacciones en la ventanilla del CCL para que esta divisa no supere el techo de los $170

Qué es el dólar Senebi

Ante esta situación, reflotó la posibilidad de operar con bonos sin límite de monto máximo a través de la operatoria llamada Senebi (Segmento de Negociación Bilateral). Se trata de transacciones que se realizan por fuera del mercado bursátil tradicional y se efectúan en forma bilateral. 

Por ejemplo, una empresa tiene pesos en Argentina y necesita contar con dólares en el exterior y busca a otra compañía que tiene dólares afuera y necesita pesos en el mercado local. Se pacta un precio por el intercambio, que no es público y que se rige por la oferta y la demanda. 

Para operar con este sistema hay un monto mínimo de transacción de un millón de pesos, que equivalen alrededor de 6000 dólares, pero no hay tope. Sin embargo, como en Argentina suele haber mayor interés por girar dólares al exterior, el precio del intercambio en el Senebi suele ser más caro que el valor del CCL.

¿Hay otras formas de adquirir dólares de manera legal?

Otra alterntiva válida es realizar una operación de Contado con Liquidación con acciones de empresas locales que cotizan en el exterior (ADR) o con Cedears. Aunque de todas maneras el costo sigue siendo más alto que con bonos, la alternativa que restringió el Banco Central.