Las aerolíneas británicas informaron sobre la cancelación de todos los vuelos entre el Reino Unido y Dinamarca, donde se detectó una nueva mutación del coronavirus en granjas de visones.

Los vuelos directos entre Londres y Copenhague ya no están disponibles en British Airways, EasyJet y Jet2.En tanto que la irlandesa Ryanair también canceló los vuelos a la capital danesa, según informó el sitio web Sputnik.

Las aerolíneas recordaron a los pasajeros que todos aquellos que regresaron de Dinamarca después del 7 de noviembre deben ponerse en cuarentena por dos semanas junto con sus familiares.

Asimismo las autoridades británicas controlarán a las personas que llegaron de Dinamarca en las últimas dos semanas.

El 7 de noviembre el Reino Unido prohibió la entrada de personas en su territorio desde Dinamarca, debido a una cepa mutada del coronavirus detectada en granjas de visones danesas.

La medida no se extiende a los ciudadanos británicos y las personas que tienen el permiso de residencia del Reino Unido.

El 4 de noviembre, la primera ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, dijo a la prensa que se detectó una cepa mutada del coronavirus en granjas de visones en la región de Jutlandia Septentrional.

Afirmó que el virus mutado puede transmitirse a los humanos y de este modo afectar la eficacia de las futuras vacunas contra el COVID-19.

Para proteger a la población, se sacrificarán hasta 17 millones de visones como medida de precaución, informó Frederiksen.

El viernes 6 de noviembre, el centro de investigación Statens Serum Institut informó que la cepa mutada del coronavirus fue detectada en 214 personas en Dinamarca.