El nombramiento de Silvina Batakis como reemplazante del renunciado Martín Guzmán al frente del Ministerio de Economía despertó variadas repercusiones en la prensa internacional, que en general hizo foco en las internas de la coalición gobernante y en la trayectoria de la flamante ministra como funcionaria, pero también en el preocupante panorama que se abre al gobierno en el futuro próximo.

Por ejemplo, la agencia Bloomberg publicó que "el tipo de cambio en el mercado negro de Argentina se desplomó el lunes después de que la economista de izquierda Silvina Batakis fuera designada como nueva ministra de Economía tras la abrupta renuncia de Martín Guzmán".

Sobre el final de un extenso artículo, desde la agencia resaltan que "el nombramiento de Batakis se considera una victoria para la facción más izquierdista de la coalición gobernante de Argentina, alineada con la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, lo que podría poner en peligro el éxito del programa de préstamos de USD 44.000 millones del país con el Fondo Monetario Internacional, escribieron en una nota los economistas de JP Morgan Chase & Co. Diego Pereira y Lucila Barbeito.

“El nombramiento de Batakis parece indicar que el equilibrio de poder se ha inclinado hacia el lado kirchnerista y esperaríamos una postura fiscal más expansiva y, potencialmente, una renegociación del programa del FMI en medio de crecientes desequilibrios y una brecha cambiaria más amplia”, concluye el texto.

Inversores

La agencia Reuters, en un cable fechado en Londres, le da voz a los inversores sobre la nueva ministra. "El mercado ya estaba muy frágil y ahora va a estar aterrado", dijo Riccardo Grassi, líder de gestión de riesgos del fondo de inversión Mangart, que estuvo involucrado en la reestructuración de la deuda encabezada por Guzmán en 2020.

"Si no revisan el modelo (económico) va a implosionar", agregó.

Carlos de Sousa, del fondo europeo Vontobel, que también tiene algunos bonos de Argentina, dijo consultado por Reuters: "veamos qué va a hacer la nueva ministra de Economía, que no es muy conocida". "Y vamos a ver cómo va ahora la negociación con el Club de París porque ese fue un trabajo que Guzmán no terminó", agregó.

La agencia EFE hace foco en las internas del Frente de Todos. "Unas divisiones, así como una imagen de debilidad presidencial que no hacen sino acrecentar la incertidumbre por el delicado escenario económico que arrastra Argentina, que si bien en 2021 salió de tres años de recesión, sigue sin erradicar grandes problemas como la altísima inflación, la devaluación del peso y la escasez de dólares".

Y destaca que "especialmente en las últimas semanas, en los mercados financieros se han registrado caídas en los bonos de deuda soberana argentina, y valores récord en los tipos de cambio alternativos del dólar, después de que el Gobierno anunciara una mayor restricción al acceso a divisas para pagar importaciones".

Urgencias

También pone a las internas en el centro de la escena El País de España. "El presidente de Argentina, Alberto Fernández, ha cedido definitivamente a las presiones de Cristina Fernández de Kirchner. Desde este lunes, la gestión económica estará en manos de Silvina Batakis, una funcionaria técnica y de bajísimo perfil que responde a la vicepresidenta", dice el medio español.  Que pocos párrafos después señala que "Fernández perdió el sábado a su ministro de Economía, Martín Guzmán, y lo reemplazó por alguien que no le responde. El recambio mina aún más la autonomía política del presidente, cada vez más solo en la lucha fraticida que mantiene con su mentora política". 

El sitio especializado América Economía resalta que "la funcionaria deberá atender problemas urgentes: Argentina enfrenta una inflación que podría superar el 70% este año, un elevado déficit fiscal y la inestabilidad en los mercados". Agrega que "el país viene de renegociar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) por US$ 44.000 millones en deuda impagable a corto plazo. Por delante, Batakis deberá ahora renegociar con el Club de París deuda por unos US$ 2.000 millones".

Para RTenespañol, "la economista asume en un momento crítico, con el dólar y la inflación en alza; la inminente revisión del FMI, y el desafío de la renegociación de la deuda con el Club de París. Como parte, también, de un Gobierno debilitado y con la duda de cuánto tiempo durará la tregua de los Fernández". Y agrega que "por lo pronto, el jefe de Gabinete, Juan Manzur, confirmó esta mañana que no habrá más cambios de Gabinete y que Sergio Massa, cuyo nombre sonó de manera insistente como su posible sucesor, continuará como presidente de la Cámara de Diputados".