El 2019 será recordado por los brokers inmobiliarios como uno de los peores años de las últimas dos décadas. No sólo por la caída de 35% en las operaciones de compraventa, merma que ya lleva quince meses consecutivos en la Ciudad de Buenos Aires, sino por registrar los valores de renta por alquiler más bajos de la historia: 2,41 por ciento.

Lo cierto es que a partir de diciembre, sea con un nuevo gobierno (lo más probable) o con la continuidad del actual, el sector de real estate deberá volver a barajar y dar de nuevo.

Con 2,41%, los valores de renta por alquiler son los más bajos de la historia

La mayor preocupación de los referentes del sector tiene que ver con el control cambiario. Un fantasma que han sufrido demasiado durante el Gobierno de Cristina Kirchner, que vuelven a vivir en carne propia por estos días y que temen que se profundice luego de las elecciones.

En ese sentido, Francisco Altgelt, vicepresidente de Altgelt Negocios Inmobiliarios, enfatiza que lo que reina aún es la incertidumbre. "Habrá que ver qué sucede con la economía y si se profundizan o no las medidas impuestas el mes pasado. Lo peor que le puede pasar al mercado inmobiliario es que vuelva a existir un cepo cambiario. El ladrillo no es sólo un resguardo de valor sino que también es la necesidad que tiene mucha gente de acceder a su vivienda. Por eso es importante que no haya medidas que restrinjan la compra y venta de inmuebles".

Marcelo Di Mitrio, socio de Di Mitrio Inmobiliaria, indica que "2020 será un año muy difícil para la economía argentina y el sector inmobiliario que no es ajeno a ella. Sin crédito hipotecario a la vista y con el nivel de esfuerzo de acceso a la vivienda por los aires, las familias lejos están de adquirir su primera vivienda u otra de reemplazo. Inversores de renta que, en líneas generales, no se dan por satisfechos con las bajas rentas actuales. Inversores de revalorización con muchas dudas producto de "los valores de salida". El año próximo desde donde se lo mire será verdaderamente muy difícil para el sector que, irremediablemente, tendrá que hacer su ajuste".

Precios a la baja

Los especialistas indican que la caída de la demanda trae de la mano un reacomodamiento de los valores de los inmuebles. Ariel Champanier, presidente de Remax Premium indicó que "los precios seguirán a la baja, habrá menor cantidad de escrituras comparando con la media y clientes cada vez más sofisticados".

Por estos días, y aunque hay un mercado que está virtualmente planchado, se están dando fuertes negociaciones entre compradores y vendedores e, incluso, aquellos que están apurados por desprenderse del inmueble y necesitan los dólares, aceptan quitas superiores al 20% sobre el valor inicial.

Altgelt asegura que vive en carne propia el escenario de quietud. "Desde las PASO, incluso un poco antes, el mercado inmobiliario está expectante. Y eso lo que provoca es que se frenen las consultas y las visitas a los departamentos. En septiembre tuvimos un 20% de las visitas que hubo en agosto. Creo que esta situación se repetirá en octubre y probablemente en noviembre y diciembre. Por lo tanto habrá que entender que en los próximos meses tendremos un mercado muy chico".

Los que están apurados por desprenderse del inmueble aceptan quitas superiores al 20%

Algo más optimista Pablo Migliorisi, director de Migliorisi Propiedades, aseguró que "el mercado se irá recomponiendo paulatinamente a medida que se observe previsibilidad económica y política. Si el mercado ve reglas de juego claras puede ser un año de crecimiento y recuperación ya que muchos compradores que posdataron la concreción de operaciones en el último año podrían concretarlas en el 2020 generando una rápida reactivación".

Ver más productos

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos